Un estudio revela las consecuencias de combinar vacunas

Un estudio revela las consecuencias de combinar vacunas

Los efectos adversos fueron leves luego de la vacunación con dosis de laboratorios diferentes. No hubo hospitalizaciones por síntomas asociados.

MDZ Sociedad

MDZ Sociedad

La posibilidad de combinar vacunas contra COVID pertenecientes a diferentes compañías farmacéuticas podría ser útil para la planificación de campañas de vacunación más flexibles.  

La revista británica The Lancet, liderada por expertos de la universidad británica de Oxford, difundió un estudio denominado COM-COV realizado en el Reino Unido donde se evaluaban los beneficios o perjuicios de combinar vacunas AstraZeneca y Pfizer.

La investigación tenía como fin indagar sobre los efectos de la combinación de dos dosis de vacunas fabricadas por distintas compañías farmacéuticas. Entre los resultados del estudio que se puso en marcha este año, se observó que los voluntarios que recibieron dosis alternas tenían más probabilidades de desarrollar síntomas leves a moderados.

Uno de los objetivos de la investigación  era observar el posible aumento de las reacciones adversas comunes esperables de una vacuna, como fiebre, dolor en el brazo en el lugar de la inyección o una respuesta inmunológica excesiva.

Los participantes se anotaron de forma voluntaria para participar en el estudio, de los 830 casi la mitad recibirá la segunda dosis a los 84 días de la primera. De ese total, 463 personas fueron elegidas al azar y recibieron las dosis en un intervalo de 28 días. Dentro de este grupo la edad media promedio de los participantes fue 57 años (rango entre 50 y 69 años) y casi la mitad de ellos (46 por ciento) eran mujeres. Además, 117 personas (25 por ciento) correspondían a minorías étnicas.

Los resultados del grupo de 463 personas luego de los primeros 7 días de la inoculación muestran que aumentan los efectos adversos en las personas que recibieron AstraZeneca y, después, Pfizer.

Según el estudio los efectos adversos fueron leves luego de la vacunación con dosis de laboratorios diferentes. No hubo hospitalizaciones por síntomas asociados, y la mayor parte de este aumento de reacciones adversas se observó en las 48 horas posteriores a la inmunización.

En concreto, 37 de los 110 receptores de una primera dosis de AstraZeneca y una segunda de Pfizer (34 por ciento), en comparación con 11 de 112 receptores de ambas dosis de AstraZeneca (10 por ciento). Asimismo, 47 de 114 receptores de una primera dosis de Pfizer y una segunda de AstraZeneca informaron de fiebre (41 por ciento), en comparación con 24 de 112 receptores de ambas dosis de Pfizer (21 por ciento). Se observaron aumentos similares para escalofríos, fatiga, dolor de cabeza, dolor articular, malestar y dolor muscular.

The Lancet explicó que el paracetamol podría ser útil para reducir los efectos secundarios de la vacuna. La conclusión es que la combinación de las vacunas de AstraZeneca y Pfizer aumenta la reactogenicidad en comparación con las personas inmunizadas con las dos dosis de una misma vacuna, acompañado por un mayor uso de paracetamol.

Estos datos corresponden a participantes de 50 años o más, por lo que la reactogenicidad podría ser mayor en los grupos de edad más jóvenes.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?