En primera persona: así viven la presencialidad docentes y alumnos

En primera persona: así viven la presencialidad docentes y alumnos

Los docentes retomaron sus actividades presenciales el 8 de febrero y los alumnos con trayectorias débiles el 10. MDZ realizó una recorrida por diversas escuelas para conocer cómo han sido estos primeros días de reencuentro.

Felicitas Oyhenart

Felicitas Oyhenart

Poco a poco las escuelas comienzan a recibir a alumnos y docentes, luego de un año sin clases presenciales. Hubo tiempo para aprender cómo comportarse en esta “nueva normalidad” y tiempo de extrañar a amigos y profesores.

Los docentes retomaron sus actividades presenciales el 8 de febrero y los alumnos con trayectorias débiles comenzaron este miércoles 10 de febrero. MDZ realizó una recorrida por diversas escuelas para conocer cómo han vivido docentes, directivos y estudiantes el regreso a las aulas.

escuela
Colegio Nicolás Avellaneda

El Profesor César Gelardi, rector del Colegio Nicolás Avellaneda contó cómo han sido estos primeros días: “Tenemos mucha expectativa y ganas de cumplir las funciones de la escuela, que no solo es la educativa sino también la de sociabilizar”.

“Vamos a seguir cumpliendo nuestro rol, el de acompañar a los chicos en la adolescencia. Ese acompañamiento no ha sido significativo desde la pantalla”, expresa Gelardi al recordar cómo fue el ciclo lectivo 2020.

Además, desde la escuela aclararon que los protocolos establecidos están basados en la experiencia de todo un año, por lo cual consideran que no ha sido difícil incorporarlos en las aulas, pasillos y patios de las escuelas. 

escuela clases
Colegio Nicolás Avellaneda

La Escuela Belgrano, tuvo que esperar para volver a la presencialidad. La vicedirectora del turno mañana, Adriana Micale, explicó que tuvieron que continuar esta semana de manera virtual con los alumnos de trayectorias débiles debido a desperfectos en el baño. 

Mientras esperan que se solucionen los problemas edilicios, preparan el accionar para volver a las aulas. “Tenemos previsto que a partir del primero de marzo, de acuerdo a las condiciones edilicias y de cada curso, disponer aulas burbujas de alumnos. Es decir que, una parte cursará una semana y la otra parte cursará otra semana”, explicó Micale.

La vice directora adelantó que se está trabajando con los docentes para que la semana que los alumnos están en sus casas tengan ejercicios, proyectos y tareas para realizar en base a lo visto en clase presencial la semana anterior. 

Los alumnos que asistieron hoy a clases de apoyo se mostraron muy entusiasmados con el regreso a las aulas. Francisco de la Rosa cursa cuarto año en el Colegio Nicolás Avellaneda y cuenta que extrañó a sus amigos y profesores. Además, expresó que el ciclo lectivo 2020 fue un año difícil para él a nivel escolar, “por classroom fue muy difícil, me cuesta menos cuando estoy en clases en el aula. A mí me costó un montón la virtualidad”.

En otro banco, respetando el distanciamiento social se encuentra su compañera Julia Varas, quien lo escucha atenta y agrega: “la virtualidad no me permitió comprender ciertos conceptos, fue muy difícil”.

Con respecto a los protocolos, Francisco confiesa que antes de asistir a la escuela se sentía inseguro. “Tenía miedo de contagiarme o de contagiar a mis viejos que son de riesgo, pero veo que está todo cuidado”.

Cada escuela tiene la potestad de decidir cómo será la presencialidad. Pero hay algo que las une, todas viven un hecho histórico con entusiasmo por la posibilidad de reencontrarse en las aulas, luego de un año de encuentros virtuales.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?