Reservas del Banco Central: cómo variaron en los últimos años y cuántas hay ahora

Reservas del Banco Central: cómo variaron en los últimos años y cuántas hay ahora

Las reservas internacionales bajaron en los últimos meses y volvieron a ser noticia. Actualmente son casi US$ 42 mil millones. Dentro de ese monto se cuentan, por ejemplo, dólares que tienen depositados los argentinos o el swap con China. Las reservas líquidas serían cerca de US$ 2 mil millones.

Martín Slipczuk

En los últimos días, y más luego de los cambios que introdujo el Gobierno sobre el cepo cambiario, las reservas del Banco Central de la República Argentina (BCRA) volvieron a la discusión económica. Cómo se componen las reservas, por qué son importantes y cuánto cambiaron en los últimos años. Te lo contamos en esta nota.

¿Qué son las reservas?

Las reservas internacionales son los fondos en dólares u otras monedas extranjeras que tiene el país para poder importar, pagar deuda o hacer turismo en el exterior, entre otras cosas, como se explicó en esta nota.

Actualmente, superan levemente los US$ 42 mil millones, mientras que en diciembre de 2019, cuando asumió el gobierno de Alberto Fernández (Frente de Todos), estaban cerca de los US$ 44 mil millones.

Pero en ese cálculo de reservas se incluyen distintos montos que no son directamente del Estado, como por ejemplo, el porcentaje de los depósitos en dólares de las personas que los bancos tienen que mantener como encajes (es decir, sin usar, por si sus dueños los requieren).

Por esto mismo, según distintos especialistas, lo importante es ver el nivel de reservas “netas, que son las divisas en billete que el Banco Central tiene con libre disponibilidad.

¿Cuántas reservas “netas” hay ahora?

Del total actual de US$ 42 mil millones, ahora hay alrededor de US$ 7,6 mil millones de reservas netas, según explicó a Chequeado Mariela Díaz Romero, economista de la consultora Econviews que dirige Miguel Kiguel -ex funcionario del Ministerio de Economía durante las Presidencias de Carlos Menem y Fernando De la Rúa-. Esa cifra es similar a otros análisis, incluso de funcionarios del Banco Central.

Para obtener esta cifra, al total de casi US$ 42 mil millones habría que restarle los encajes de los depósitos en dólares (alrededor de US$ 12 mil millones), el swap con China (una especie de crédito en yuanes por casi US$ 19 mil millones) y un préstamo con el Banco de Pagos Internacionales -BIS, según sus siglas en inglés- (cerca de US$ 3 mil millones).

Estas reservas netas -que hoy son casi US$ 8 mil millones- superaban los US$ 10 mil millones al asumir el gobierno del Frente de Todos. Y, cuando asumió Cambiemos en diciembre de 2015, eran casi nulas, según un informe de la consultora PxQ dirigida por Emmanuel Álvarez Agis, secretario de Política Económica durante el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner.

Además, dentro de esas reservas netas hay distintos tipos de reservas y no todas son “líquidas”, es decir, aquellas que tiene a mano el Banco Central para intervenir día a día en el mercado de cambios e influir en el precio del dólar.

Este grupo es importante porque mide el poder que tiene el Banco Central para vender dólares y poder mantener el valor del dólar oficial para que este no aumente, como realizó en los últimos meses.

De esos US$ 7,6 mil millones, hay casi US$ 2 mil millones de reservas líquidas, según Díaz Romero.

El resto (cerca de US$ 5,6 mil millones) corresponden a aportes que tiene el Estado nacional en organismos internacionales, como el Fondo Monetario Internacional (FMI) o ahorros estatales en oro, por lo que, si bien corresponden a la entidad monetaria, para acceder a esos fondos el Banco Central debería realizar algunas operaciones.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?