Polémica por los uniformes: los padres piden flexibilidad por los precios

Polémica por los uniformes: los padres piden flexibilidad por los precios

Comienzan las clases y quienes envían a sus hijos a escuelas privadas deben invertir al menos $8 mil para comprar indumentaria nueva. Algunas escuelas flexibilizan las exigencias. Otras, son más duras.

MDZ Sociedad

MDZ Sociedad

Ante cada comienzo de ciclo lectivo, quienes mandan a sus hijos a escuelas de gestión privada tienen que afrontar un gasto prácticamente inevitable: el uniforme. La crisis económica que afecta al país, sumado a la falta de regulación y la diversidad de criterios por parte de las instituciones educativas, hace que muchos padres deban rebuscárselas para conseguir las prendas adecuadas de sus hijos a precios convenientes y sin romper los requisitos impuestos por las escuelas.

En las escuelas hay diversidad de criterios. Algunas han flexibilizado las exigencias por la crisis. Otras, por el contrario, cambiaron los uniformes y restringieron la posibilidad de usar indumentaria alternativa, cuestión que genera bronca entre los padres. Lo cierto es que para arrancar con un uniforme nuevo básico, los precios no bajan de los 3500 pesos, sin tener en cuenta el calzado. Solo en indumentaria, (sumando un par de zapatos y otro de zapatillas)  hay que pensar en cerca de 8 mil pesos por niño. Claro que no todos hacen esa inversión de una sola vez. 

La Dirección General de Escuelas (DGE) no reglamenta el uso de los uniformes en las escuelas de gestión privada, dejando el tema en manos de cada institución. A su vez, desde el organismo reconocen que existe una amplia variedad de criterios en estos ámbitos, desde escuelas que solamente piden requisitos mínimos hasta otras que imponen incluso el lugar donde deben comprarse las prendas. "Algunas escuelas les piden a los padres, por ejemplo, que compren camisas blancas donde quieran y luego les borden el logo institucional, pero hay otras que indican dónde deben comprar los uniformes ya confeccionados en una empresa", añaden las fuentes consultadas por MDZ.

Complicados

Las familias deben hacer malabares para poder afrontar el inicio de clases. En las casas de uniformes los precios son más altos. En los supermercados se encuentran prendas más económicas. Pero se trata de prendas genéricas que no todas las escuelas aceptan. 

Antonella multiplica los gastos por cuatro. Tiene tres hijas y un hijo. “En mi experiencia hay mucha variedad de precios. En los súper podés conseguir sweaters en $550 aproximadamente. Cuando en los lugares oficiales cuestan a partir de $1.200 sólo por tener un logo”, recomienda la mujer. Con los conjuntos de gimnasia ocurre algo similar. “En las casas uniformes salen $2.000 a partir del talle 4 y aumenta $150 por talle aproximadamente.  En cambio, en un súper podés conseguir de $350 en adelante y linda calidad, que para el colegio están bien”, explica la especialista.

El problema es que muchas escuelas cambian de uniforme y no permiten indumentaria “genérica”. Incluso, tienen tiendas exclusivas. Es lo que ocurre en el Instituto Nadino, donde cambiaron de uniforme justo en un marco de crisis. El uniforme nuevo es obligatorio para quienes empiezan primer año en el 2020 y los que tenían uniforme antiguo tienen un año de tolerancia. Pero esa escuela se inclinó por la inflexibilidad: solo tienen un proveedor autorizado para vender los uniformes y sugieren que habrá sanciones para quienes compren en otro lado. Eso generó bronca en los padres. “No tiene sentido porque no tienen en cuenta la situación. Además es injusto que haya solo un proveedor. No es un tema para comerciar”, se quejó un padre.

“En el colegio hemos tenido una serie de inconvenientes porque mucha gente estaba confeccionando nuestro uniforme de manera particular y estaba lucrando con la identidad de la institución. Por eso tuvimos que hacer un registro de marcas. El Instituto Nadino tiene registrada su marca en el registro de marcas. Las personas que han confeccionado y vendido uniformes utilizando nuestra marca serán denunciados, porque están lucrando con nuestra identidad”, explicaron desde la escuela. En ese sentido, aseguraron que en caso de que una familia tenga problemas para acceder por los costos, se puede dialogar para ayudarlos.

Los padres piden que las escuelas tengan en cuenta la situación. "Los colegios subsidiados podrían utilizar un sólo uniforme en común y listo, porque eso de andar buscando de un lado a otro y a otro es un bajón. Porque si no encontraste la camperita en un local, tenés que ir a otro lugar. Los colegios subsidiados deberían tener todos el mismo uniforme", se quejó Carolina, madre de un niño de 11 años. 

Los precios

En las casas de uniformes hay variedad de precios y calidades. Acá, algunos ejemplos de precios.

  • Chomba con logo talle 4 al 14: $790
  • Chomba con logo talle 16 al XXL: $890
  • Conjunto Jogging talle 4 al 14: $2.440
  • Conjunto talle 16 al XXL: $2.650
  • Por separado. Sólo Pantalón jogging con logo colegial talle 4 al 14: $1.190
  • Por separado. Sólo Pantalón jogging con logo colegial talle 16 al XXL: $1.290
  • Por separado. Sólo Campera jogging con logo colegial talle 4 al 14: $1.250
  • Por separado. Sólo Campera jogging con logo colegial talle 16 al XL: $1.350
  • Falda Pantalón  para los colegios CUDA, Sagrado Corazón y San Pedro Nolasco: $1.200
  • Falda pantalón para el colegio Di Paolis: $890
  • Pantalón de sarga gris o azul: $1.350

Colegios "exclusivos"

  • Pintorcito del colegio: $890
  • Polar del colegio: $1.450
  • Falda pantalón: desde $890
  • Short: $890
  • Conjunto de gimnasia de acetato talle 4 al 14: $2.440
  • Conjunto de gimnasia de acetato talle 16 al XL: $2.650
  • Por separado. Pantalón de gimnasia talle 4 al 14: $1.190
  • Por separado. Pantalón de gimnasia talle 16 al XL: $1.290
  • Corbata para colegios CUDA o Compañía de María: $290
  • Corbatin para niños: $250

 

Informe: Zoe Euliarte

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?