Ola de robos en Las Heras: “Nos dijeron que cerremos todo y nos quedemos adentro”

Ola de robos en Las Heras: “Nos dijeron que cerremos todo y nos quedemos adentro”

La inseguridad en el Departamento de Las Heras arroja un nuevo caso dentro del calvario que deben soportar los vecinos día a día.

Redacción MDZ

Redacción MDZ

La inseguridad en la provincia sigue dando de qué hablar, principalmente en diferentes zona de Las Heras. Una ola de robos azota a vecinos, tanto del área principal del departamento, como de los barrios aledaños.

En diálogo con MDZ, una familia que ha sido afectada por estos hechos de inseguridad en las cercanías de Panquehua contó sus sensaciones al respecto. “Nos abrieron el portón a la fuerza las tres veces y nos quisieron robar la moto guardada en el patio de adelante. La primera vez no pudieron y por eso, días después, siguieron intentando. También se llevaron una mesa. Encima, también le entraron a un vecino de la cuadra recientemente”, aportó una de las integrantes antes de comentar que ya no pueden soportar la situación y deberán buscar un nuevo alquiler en los próximos días.

En tanto a respuestas por parte del personal policial del departamento, los uniformados dejaron mucho que desear según lo relatado por la familia involucrada: “Tardaron 40 minutos en llegar. Nos dijeron que solo hay un móvil policial dando vueltas por la zona y que en ese momento estaban atendiendo otro robo”.

“Todavía no puedo creer que como solución nos hayan dicho que cerremos todo y que nos quedemos adentro para que nos roben lo que está afuera y no nos hagan daño. ‘Hay un soplón en el barrio".

Funcionamiento policial en Las Heras:

La Policia de Mendoza Seccional 16, ubicada en calle Rivadavia 540, es la comisaría principal del departamento y se encarga de monitorear el departamento con mayor presencia de móviles. Esta estación policial se encuentra en remodelación desde finales de 2018 debido a las condiciones inhabitables que presenta el edificio en cuanto a estructura y su posible peligro de derrumbe. Es por eso que la actividad en el lugar ha disminuido. Por un lado, la oficina fiscal ha sido cerrada y esto genera que no puedan ser tomadas las denuncias por diferentes hechos delictivos. Además, por el momento no se reciben detenidos en el establecimiento.

Gente aledaña a la zona expresó que cuando alguien es detenido, la persona es llevada hasta El Algarrobal, una zona alejada del núcleo principal de departamento. Asimismo, las denuncias deben ser presentadas en ese mismo lugar, lo cual resulta incómodo.

Vecinos que viven a metros de la Plaza Las Heras manifestaron su descontento con la situación actual:

“Los que vivimos a un par de cuadras de la plaza siempre nos sentimos un tanto más tranquilos con la comisaría funcionando del todo, pero hoy no puedo decir lo mismo. Te roban en las paradas de micro como si nada e incluso te entran a tu casa sin importar si es de día o de noche. A mí me robaron la bicicleta del garage de mi casa”, dijo una domiciliada del barrio al referirse a las desagradables situaciones que deben afrontar los vecinos día a día.

Autoridades consultadas por MDZ declararon que, a pesar del inminente peligro de derrumbe, el edificio fue restaurado y acondicionado para poder ser utilizado como comisaría hasta que el problema sea resuelto en su totalidad. Sin embargo, aún se encuentran en tratativas para poder volver a utilizarlo plenamente. “No tengo fecha certera de cuándo volverá a funcionar la fiscalía, pero seguramente será en cualquier momento”, fueron las palabras del Comisario Inspector Gómez.

En tanto a las situaciones relatadas por los propios habitantes, estas fueron sus palabras: “No nos consta que haya habido un aumento estadístico de hechos delictivos en el lugar. La Policía no se retiró del lugar en calle Rivadavia, simplemente se sacó la oficina fiscal. Se ha limitado la tarea operativa de la comisaría y tampoco se reciben detenidos”.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?