Se entregaron los rugbiers acusados de una brutal paliza

Se entregaron los rugbiers acusados de una brutal paliza

Los mellizos Lucio e Ignacio Cozzi se presentaron en la comisaría junto a su abogado y quedaron detenidos.

MDZ Policiales

MDZ Policiales

Los hermanos mellizos Lucio e Ignacio Cozzi se entregaron este jueves y fueron detenidos por efectivos de la Policía Bonaerense tras ser acusados de propinarle una brutal paliza a un estudiante de abogacía de 21 años en una fiesta clandestina que se celebró en el balneario bonaerense de Claromecó, en Tres Arroyos.

Los hermanos, de 31 años de edad, son jugadores del Rugby Club La Plata y se entregaron esta mañana acompañados por su abogado, Gustavo Giorgiani, en la comisaría 1° de la mencionada localidad bonaerense.

Los acusados decidieron presentarse por su cuenta luego de que se difundiera la decisión judicial de detenerlos. El pedido lo había realizado la fiscal Natalia Ramos, quien está a cargo de la causa que investiga la brutal agresión.

"Escucharemos lo que tengan para decir si es que declaran", aseguró la fiscal en diálogo con TN. La funcionaria judicial confirmó que los rugbiers acusados de golpear a Felipe Di Francesco, de 21 años, quedarán alojados en los calabozos de la misma seccional.

El ataque se registró el domingo a 2.000 metros del faro en la localidad balnearia de Claromecó, en una fiesta clandestina en la playa a la que asistieron unas 500 personas. 

Felipe y su hermano Ramiro (26) recogían botellas de vidrio y latas, intentando limpiar el lugar, cuando un grupo de seis o siete personas, entre las que estaban los rugbiers agresores, comenzaron a provocarlos.

Felipe Di Francesco, la víctima de los rugbiers.

"Arrancaron a tirar basura al fuego. Mi hermano, que es ambientalista, les pidió que en vez de tirarlas al fuego, nos dieran una mano. Ahí, Lucio, empezó a prepotear e insultar a mi hermano", recordó Felipe en declaraciones televisivas.

Según el joven, después de ese altercado, los Cozzi lo interceptaron mientras se subía a su camioneta y lo golpearon. "Me agarraron solo, por la espalda. No sé si fue una emboscada o me estaban esperando. Quedé inconsciente y me siguieron pegando en el piso", aseguró el joven agredido.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?