UNCuyo: Las madres y los padres que apoyan la lucha docente

UNCuyo: Las madres y los padres que apoyan la lucha docente

Comprometidos con la defensa de la educación pública, progenitores de alumnos de las escuelas de la Universidad Nacional de Cuyo dan a conocer los principios que los llevan a ser parte activa en pos de una educación de calidad y, además, pagada como corresponde.  El paro, como herramienta ante el vaciamiento educativo. 

Se llaman “Madres y padres en defensa de la educación pública”, son grupos de progenitores de alumnos de las diversas escuelas de la Universidad Nacional de Cuyo y también de la escuela primaria “Vera Arenas”. Se manifiestan en favor de una educación pública, con mayor presupuesto educativo y también con docentes bien pagados y, como esto claramente no sucede, apoyan también la lucha docente, que incluye diversas actividades, entre ellas, el paro, herramienta que suele ser denostada no sólo por los gobiernos en gestión, sino también por otro grupo de padres, que suele salir más en los medios y se oponen enfáticamente a los paros.

Así las cosas, citamos a algunos de sus referentes, en Mdz, para que se explayen al respecto. Son ellos Mariela Svachca, Exequiel Molli, Gabriela Blas y Ulises Moyano. Y como el discurso que tienen es monolítico respecto de la situación de la educación en la Argentina, cada una de las siguientes palabras es dicha por una o uno y por todos, tal así lo prefieren. Vamos a ellos y sus reflexiones. 

- Lo primero que queremos destacar es que compartimos la inquietud de los padres que están preocupados por los días que pierden nuestros hijos cuando hay paro. No queremos caer en la lógica de padres versus padres, porque seguramente ellos también reconocen que los sueldos son magros y, además, si eligieron la educación pública para sus hijos y los colegios de la UNCuyo para educarlos es porque defienden los postulados que, desde siempre, han hecho de estos colegios lo que son, con una alta calidad educativa…

Gabriela Blas, Ulises Moyano, Mariela Svachca y Exequiel Molli.

- ¿Y dónde residen las diferencias entre unos y otros?

- Nosotros no creemos que se deba poner el foco en los docentes cuando hacen paro, sino en la problemática de fondo que es el actual proceso de desfinanciamiento del sistema de la educación pública. Reconocemos la preocupación de los otros padres, cuando se pierden días de clase, pero todo lo público está en peligro, y también la educación y la educación de calidad que brindan nuestros colegios de la UNCuyo y esto se debe a la dirección que ha tomado este gobierno, que apuesta más a la especulación financiera que a la educación como inversión.

- Entonces, a ustedes tampoco les gusta que se pierdan días de clase…

- Por supuesto que no nos gusta, pero después de ver el deterioro de los sueldos, entendemos y acompañamos la medida del paro, porque es la única herramienta de lucha que tienen los trabajadores. Y aun haciendo paro o movilizándose multitudes para pedir más presupuesto, a este gobierno no le importa nada y tampoco a los grandes medios, que no cubren estas luchas sociales y tampoco se hacen eco de otras acciones, hasta que llega el paro o se corta una calle, entonces, ahí aparecen. Por eso, no promovemos que el hilo se deba cortar siempre por una de las partes más indefensas del sistema, que es el docente, con propuestas de actualización salarial que son, francamente, miserables.

- La situación es llamativa, porque no debe haber nadie que crea que los docentes cobran lo que merecen y, al mismo tiempo, se destaca la calidad educativa de los colegios de la UNCuyo: en efecto, el hilo se corta por el lado del docente, que es criminalizado si hace paro…

- El paro es una herramienta y cuesta mucho mantener uno, los docentes son castigados, nuestros hijos pierden días de clase y se alteran las rutinas, pero lo que nunca pasa es que se decida aumentar el presupuesto educativo. Por eso, también decimos que no hay que desvincular el presupuesto de la calidad educativa, porque, además de hacer car los suelos, este gobierno hace caer la inversión en infraestructura, en materiales, en recursos en general. Y encima, habla de amor y de vocación docente, mientras ponen el foco en la patria financiera, en el negocio de la especulación y en el endeudamiento con el Fondo Monetario Internacional.

Exequiel, Gabriela, Mariela y Ulises.

- Se suelen poner de ejemplo modelos educativos del exterior, como el de Finlandia, y resulta que, en ese país, más del 90% de la educación es pública y los sueldos de los docentes son muy generosos…

- Por eso, también, somos defensores del modelo educativo de la UNCuyo y se sostendrá si los docentes ganan lo que merecen: no puede haber buena educación con malos salarios. Sin embargo, vemos cada día más deterioro y menos calidad, porque no hay una política educativa o, más bien, hay una política de desfinanciamiento, de vaciamiento de lo público. El presupuesto educativo va atado a lo pedagógico y lo pedagógico es aportado por las personas que trabajan en el sistema público.

- Entonces, hasta nuevo aviso o hasta que se generen otras alternativas de protesta, el paro aparece como el único modo de hacer ver y oír el reclamo por un salario justo…

- Es así: tenemos que no dejar de preguntarnos si la educación es un gasto o una inversión. En nuestra Universidad Nacional de Cuyo, dicho por el propio rector Daniel Pizzi, hay ya dificultades para afrontar las gestiones. Esto sucede por el vaciamiento general que se promueve.

- ¿La lucha social que defienden se limita a los colegios de la UNCuyo?

- Por lo que venimos diciendo, nos preocupa todo el sistema de la educación pública, que tiende a ser desarticulado o a echar mano de recursos de castigo al docente, como el Ítem Aula. Y no podemos dejar de hacer nota que, históricamente, han sido los gobiernos liberales y de derecha los que producen el vaciamiento. En la época de Menem, apelaron al arancelamiento y, ahora, directamente, al desfinanciamiento.

- Para finalizar, entonces, resuman cuáles son las banderas de vuestra lucha.

- La defensa del sistema de educación pública y al ascenso social que promueve, el mantenimiento del nivel de calidad y de exigencia de los colegios de la UNCuyo, con docentes y no docentes cobrando sueldos dignos y también la lucha social, incluyendo el paro, como herramienta de defensa de los derechos de los trabajadores. Y algo más: promovemos la visualización de la defensa de lo público, ante el vaciamiento actual, ponemos el cuerpo, en la calle, más allá de lo virtual. Por eso, hoy, miércoles, a partir de las 9, estaremos concentrados en la puerta del Rectorado de la UNCuyo, donde se reunirá el Consejo Superior, para tratar el conflicto salarial docente. Invitamos a todos los padres de alumnos de la UNCuyo interesados en defender el sistema de educación pública.

Ulises Naranjo

¿Querés recibir notificaciones de alertas?