El oficialismo se apresta a transitar la campaña enfocado en la gestión

Referentes de los tres comandos de campaña del oficialismo, el de Nación, que responde a Marcos Peña, y los de la provincia y de la ciudad de Buenos Aires, que siguen las órdenes de Federico Salvai y de Eduardo Macchiavelli, respectivamente, coincidieron en señalar a Télam que la carrera hasta el 27 de octubre tendrá un bajo perfil y dará prioridad a la tarea de gestión.

Redacción MDZ

Macri participó del primer gran acto de Juntos por el Cambio.

Télam

El oficialista frente Juntos por el Cambio se apresta a transitar la campaña electoral que comienza formalmente hoy enfocado en las actividades de gestión, con la prioridad puesta en la estabilidad de la economía y la decisión de dejar de lado por el momento los actos proselitistas y las arengas políticas.

Referentes de los tres comandos de campaña del oficialismo, el de Nación, que responde a Marcos Peña, y los de la provincia y de la ciudad de Buenos Aires, que siguen las órdenes de Federico Salvai y de Eduardo Macchiavelli, respectivamente, coincidieron en señalar a Télam que la carrera hasta el 27 de octubre tendrá un bajo perfil y dará prioridad a la tarea de gestión.

Los únicos que exhibieron esta semana una mínima diferencia fueron los dirigentes del bunker del jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, que se impuso al kirchnerismo en las PASO, pero llamó esta semana a salir a conquistar el voto de la zona sur, donde imperó el voto peronista.

Larreta se reunió con vecinos del barrio de Villa Lugano y pidió concentrar esfuerzos en las comunas 4, 8 y 9, donde están los barrios que no lo acompañaron en las primarias, La Boca, Pompeya, Parque Patricios, Soldatti, Villa Riachuelo, además de Mataderos, Liniers y Parque Avellaneda.

En tanto, en el comando de la calle Balcarce y avenida Belgrano, del barrio de San Telmo, los estrategos de campaña consultados por Télam dijeron que el presidente Mauricio Macri va a demorar los actos proselitistas y dará prioridad a las actividades vinculadas con su tarea como jefe de Estado más que a las de candidato.

"El Presidente le quiere dar prioridad a la gestión y a la estabilidad de los argentinos más allá de su reelección. Cree que es ese es el camino y lo más responsable que tiene que hacer es estar al mando", explicó uno de los asesores del comando de San Telmo.

El Presidente declaró esta semana que su intención es que "el proceso electoral dañe lo menos posible a la gente", en alusión a la crisis cambiaria que se agudizó, y luego se estabilizó, tras el resultado de las PASO.

El objetivo es que no haya demasiados actos al estilo 360, como sucedió hasta antes de las PASO, ni recorridas o timbreos, y que en su lugar haya encuentros de cercanía, como los que el jefe del Estado encabezó con vecinos de la localidad cordobesa de Monte Cristo esta semana.

Fuentes oficiales informaron que tiene previstas actividades de esas características para los próximos días en Santa Fe y en Entre Ríos.

La gobernadora María Eugenia Vidal tendrá también una agenda vinculada a la administración de la provincia y buscará salir a pedir el voto de aquellos que no la acompañaron en las PASO, pero "con bajo perfil", porque considera que "el clima social no está para hacer campaña".

La mandataria eligió ayer un centro de salud del partido bonaerense de Junín para visitar vecinos y escuchar sus reclamos.

Al término de la reunión, Vidal escribió a través de sus redes sociales: "Juninenses: me llevo todo su apoyo y sus pedidos y sugerencias. Sé que hay mucho por mejorar, pero juntos vamos a lograrlo. Gracias por este día tan lindo".

Los intendentes de Cambiemos, por su parte, fueron los primeros que salieron a pedir el voto apenas conocidos los resultados adversos de las PASO.

Los que gobiernan distritos y los llamados "sin tierra" desplegaron desde el día siguiente de los comicios todo su esfuerzo en retomar el contacto con los vecinos, convencidos de que el resultado "no es irreversible".

El jefe comunal de Lanús, Néstor Grindetti, que tuvo una marcha de apoyo la semana pasada del mismo tenor que la que se realizó el 24 de agosto en apoyo de Macri, y la que se organiza para mañana para respaldar a Vidal, organizó encuentros con empleados municipales, de un supermercado y afiliados de un club.

Su par de Quilmes, Martiniano Molina, que también busca su reelección, recorrió obras cloacales y anunció medidas económicas con beneficios tributarios, con el objetivo de recuperar votos que perdió a manos de la kirchnerista Mayra Mendoza.

El intendente de Tres de Febrero, Diego Valenzuela, inauguró la Plaza de los Artilleros de Ciudadela y recorrió el nuevo Paseo de las Artes en Caseros.

Los intendentes y candidatos a jefaturas comunales tendrán actividades de campaña "más visibles, pero más enfocadas en los problemas locales de sus municipios", según confirmaron fuentes de la provincia.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?