6 meses de gobierno

Javier Milei, el presidente de los jóvenes

El gobierno de Javier Milei pasó los primeros 180 días de gobierno, un punto de inflexión que va cruzando de a poco la línea de la ‘herencia’ y cargando con más responsabilidad a sus acciones.

 Jeremías Rucci jueves, 13 de junio de 2024 · 17:29 hs
Javier Milei, el presidente de los jóvenes
Presidente Javier Milei. Foto: Noticias Argentinas

Tal vez la mejor frase para sintetizar la victoria de Javier Milei la haya usado Alberto Benegas Lynch (h). “Milei ya ganó porque corrió el eje del debate”, dijo. Lo curioso de esta afirmación del padre del actual diputado nacional es que la arrojó el 14 de mayo de 2023. Es decir, antes de todos los comicios que se iban a realizar, tanto las primarias, las generales y el balotaje.

Esta astuta premonición parece reafirmarse día a día en las encuestas, que vienen a demostrar que ese eje del debate social argentino giró bruscamente hacia una línea que es sostenida y apoyada por los más jóvenes. La victoria electoral fue simplemente destapar una olla a presión, que puso de relieve las diferencias por edades. Javier Milei llegó a conseguir el 70% de los apoyos entre los menores de 24 años. Luego, en el rango etario de entre 25 y 34 años la brecha se achica, pero siguió arrojando un 54% a favor.

Javier Milei llegó a conseguir el 70% de los apoyos entre los menores de 24 años.
Foto: Instagram 

Cuanto más joven, la probabilidad de que dicha persona haya votado a Milei es aún más alta

Lo curioso es que a 6 meses de gobierno ese capital de simpatías adolescentes sigue siendo una expresión popular. Según datos de una encuesta de la consultora Zuban Córdoba, el apoyo al gobierno se multiplica cuando se segmenta por rango etario: entre los menores de 30 años, el diferencial de imagen positiva es de 10 puntos (55 a 45%), en tanto que hay un empate técnico entre los de 31 a 45 años (49,5 a 50,5%) y ya se impone la imagen negativa en el segmento 46-60 (41,1% a 58,2%). La conclusión en base a estos datos parece ser la siguiente: cuánto más joven, más probabilidades hay de que tenga ideas liberales y apoye a Javier Milei, algo impensado hace unos años, cuando hasta no hace poco se relacionaba a las nuevas generaciones con ideas más vinculadas a lo que genéricamente se llama "progresismo". A eso hay que sumarle algunas manifestaciones aún más demostrativas, relacionadas a la simpatía de los más chicos, especialmente adolescentes que aún no tienen edad de votar, pero que en los próximos comicios tendrán cada vez más participación.

Javier Milei y Victoria Villarruel.
Foto: EFE.

De hecho la semana pasada, el presidente salió al balcón de la Rosada y se encontró con un conjunto de chicos en edad escolar, con quienes mantuvo una interacción a través de la reja que protege al palacio presidencial. No hay encuestas en menores de 14-18 años, pero la tendencia marca el rumbo. La pregunta entonces es por qué. ¿Por qué los más jóvenes eligieron masivamente a Milei el año pasado y por qué hoy siguen siendo su base más fiel? La respuesta no está estrictamente en Milei, sino en sus ideas. El presidente fue un vehículo, un divulgador -como él mismo supo definirse- de un conjunto de mandatos que aglutinan al liberalismo clásico.

La revolución juvenil fue silenciosa, como todo proceso que surge desde abajo. Especialmente desde las redes sociales, se forjó un grupo cada vez mayor de adolescentes interesados en el mensaje liberal, en los autores y hasta en los propios referentes patrióticos que Javier Milei supo construir, especialmente Juan Bautista Alberdi. Los liberales pasamos de entrar en un ascensor a ser, finalmente, gobierno de Argentina. 

La revolución juvenil fue silenciosa, como todo proceso que surge desde abajo.

La revolución juvenil fue silenciosa, como todo proceso que surge desde abajo

Durante el gobierno de Mauricio Macri se gestó esa rebeldía liberal que lo criticaba como “kirchnerismo de buenos modales”, frase acuñada por José Luis Espert. Pero el estallido definitivo comenzó en el 2020 con el autoritarismo en el que nos sumió la cuarentena impuesta por Alberto Fernández, lo cual no hizo más que revivir la necesidad de mayor libertad y alentó un sentimiento de rechazo contra el sistema que hace por lo menos veinte años, nos mantiene sumergidos en los problemas de siempre. 

Desde entonces, las banderas de un movimiento que aún no tenía un líder claro ya se izaban a lo largo y ancho del país. La juventud hoy es liberal porque se cansó de la propaganda estatal, del intervencionismo económico y del fracaso recurrente de la clase política, sea peronista o radical. Pero en el fondo es liberal porque valoró no sólo la divulgación académica, sino también la potente convicción del divulgador para combatir al sistema político desde adentro, de ahí que tanto hoy como en el porvenir, Milei se muestre como el presidente de los jóvenes.

La juventud hoy es liberal porque se cansó de la propaganda estatal

Jeremías Rucci.

Jeremías Rucci, Project Manager de la Fundación Internacional Bases

Archivado en