Cerca de la destitución

Detalles del juicio político que podría dejar a Walter Bento tras las rejas

Se trata del Jury de Enjuiciamiento por desorden de conducta. Si se llega a resolver la destitución del magistrado, perdería los fueros y podría ser detenido por la causa penal que juzga el Tribunal Oral Federal N°2.

Mariano Bustos
Mariano Bustos lunes, 25 de septiembre de 2023 · 07:20 hs
Detalles del juicio político que podría dejar a Walter Bento tras las rejas
Foto: Juan Ignacio Blanco /MDZ

Llegó el día. Este lunes 25 de septiembre a partir de las 10 comenzará el juicio político contra el juez federal Walter Bento. El jury de Enjuiciamiento por desorden de conducta puede derivar en la destitución del magistrado. Si eso ocurre, perdería los fueros y existen posibilidades reales de que quede detenido de forma preventiva hasta que concluya el juicio penal que lo tiene imputado como líder de una asociación ilícita que se habría dedicado a cobrar coimas en la Justicia Federal.

El Consejo de la Magistratura votó por unanimidad el inicio del juicio político contra el juez e inmediatamente quedó suspendido en sus funciones. Antes del 27 de noviembre los integrantes del Jury de Enjuiciamiento deben determinar si hay elementos suficientes para avanzar con la destitución del magistrado o si corresponde rechazar las acusaciones que pesan en su contra.

El Jury lo integran Javier Leal de Ibarra (juez), Daniel Bensusán (senador Frente de Todos), Javier De la Fuente (juez), José Torello (senador del PRO), Anahí Costa (diputada del Frente de Todos), Ana Romero (diputada del PRO) y Alfredo Barrau (abogado). Para que Walter Bento sea destituido se necesitan al menos cinco votos de los siete integrantes.

La acusación la llevarán adelante los tres integrantes de la Comisión de Acusación del Consejo de la Magistratura que impulsan el dictamen de destitución. Ellos son el representante de la abogacía, Miguel Piedecasas, el senador radical Eduardo Vischi y la diputada radical Roxana Reyes.

Los integrantes del Jury de Enjuiciamiento se concentrarán en las acusaciones contra el magistrado por desorden de conducta y no profundizarán en las denuncias penales que juzga el Tribunal Oral Federal N°2. En concreto, se limitarán a analizar incompatibilidades en el ejercicio de sus funciones y actitudes impropias para un juez. Entre otras cosas, lo acusan de negarse a obedecer la orden judicial de entregar su teléfono, acceder a un crédito Procrear para primera vivienda cuando ya tenía varios inmuebles, dejar carteles intimidantes contra el juez Eduardo Puigdéngolas que lo investigaba, falsear declaraciones juradas, entre otros hechos puntales.

Las graves denuncias en su contra surgieron hace dos años y convulsionaron los Tribunales Federales de Mendoza. Se investiga una red delictiva que involucra a abogados y funcionarios judiciales que habrían montado un esquema de coimas para determinar la situación judicial de personas que tenían causas en ese juzgado. Además, se investiga a los hijos y la esposa del juez por enriquecimiento ilícito y lavado de activos.

A Bento lo defiende el abogado Mariano Fragueiro Frías, el mismo que lo representa ante el Tribunal Oral Federal N°2. Para evitar que se superpongan las audiencias, se ha articulado para que los procesos se hagan en semanas alternadas. Es decir, esta semana inicia el juicio político y la próxima continuarán las audiencias penales en Mendoza.

Si bien Bento está procesado como prisión preventiva, la medida no se ha hecho efectiva porque conserva sus fueros de magistrado. Si se lo llega a destituir, todo indica que sería detenido como la mayoría de los imputados de la causa que lo acusa de liderar una banda delictiva.

Archivado en