Cristina Fernández de Kirchner y Máximo Kirchner tienen un candidato sorpresa para conducir la CGT

Cristina Fernández de Kirchner y Máximo Kirchner tienen un candidato sorpresa para conducir la CGT

El cierre de listas dejó muy mal parado al mundo sindical, sobre todo a los Gordos y al moyanismo. Los ganadores son los miembros de la Corriente Federal que lidera el bancario Sergio Palazzo. Ocupara el puesto número 4 en la lista de diputados y es el candidato a suceder a Daer en la CGT.

Beto Valdez

Beto Valdez

“Evidentemente no nos tienen en cuenta, tanto Alberto, como Cristina, no nos quieren”, dicen cerca de Hugo Moyano como balance del cierre de lista para el sindicalismo. La primera vez qué hay una coincidencia entre el camionero y los Gordos es que Cristina Fernández de Kirchner y Máximo Kirchner apuestan por el bancario Sergio Palazzo como futuro secretario general de la CGT, elección que se realizará antes de fin de año.

La inclusión del secretario general de la Asociación Bancaria, de origen radical, a la lista de diputados nacionales de Juntos por el Cambio de la provincia de Buenos Aires como número cuatro fue una sorpresa que generó poco entusiasmo en el mundo del sindicalismo. Es uno de los pocos que logró un lugar privilegiado, además de Hugo Yaski, el resto de los sectores se sintieron ninguneados por la vicepresidenta y por Alberto Fernández. Solo tuvieron en cuenta a dirigentes de organizaciones menores como Vanesa Siley, del gremio judicial que compite la Unión de Empleados Judiciales de Julio Piumato, y Walter Correa, del sindicato del cuero. 

Hugo Moyano

Entre los sectores sindicales que pugnaban por ubicar nombres en las listas del Frente de Todos, finalmente la Corriente Federal de Trabajadores, grupo de gremios de la CGT alejados de la conducción y fuertemente alineado con Cristina, fue el que se llevó más lugares.

Su referente, Palazzo fue el gran ganador y muchos anticipan que esta movida para instalarlo políticamente es el anticipo de su lanzamiento como futuro titular de la CGT con el aval de los Kirchner. Si bien se está negociando entre los grandes gremios la designación de un clásico triunvirato pero pronostican que luego Palazzo se va a quedar con el despacho más importante del edificio de Azopardo 802. 

Sergio Palazzo, titular de la Asociación Bancaria.

Como será el clima de desconfianza, broncas y recelos en las diferentes tribus sindicales que varios apuntan sus dardos contra el secretario general de la CGT, Héctor Daer, amigo del presidente, que no les consiguió nada. Incluso, algunos injustamente le pasan la factura de la candidatura de su hija a la legisladora de la Capital. Argumentó injusto porque no fue una designación por portación de apellido.

Maia Daer, es una abogada de 38 años, muy activa, militante peronista barrial y directiva del Club Huracán. Además pertenece al partido PARTE de Alberto Fernández que conduce su amigo Claudio Ferreño. Lo concreto es que los Gordos e Independientes de la CGT se sienten defraudados y preocupados por el avance del sindicalismo más K que hasta ahora incluso ha dejado afuera a los Moyano. Todo esto justo en el reinicio de la actualización de las paritarias. 

A fines de septiembre habrá un anticipo de cómo está la relación de fuerzas cuando se elijan las nuevas autoridades de la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT) que hoy preside el moyanista Juan Carlos Schmid. Conviven sectores afines a los Moyano y en la vereda de enfrente su histórico enemigo Roberto Fernández, titular de la UTA, y el jefe de La Fraternidad, Omar Maturano, una figura en ascenso dentro del sindicalismo. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?