Bolsos de Canal 7: citan a indagatoria a seis imputados
RTA

Bolsos de Canal 7: citan a indagatoria a seis imputados

La ronda de indagatorias comenzará el 30 de junio hasta el 7 de julio a través de zoom. Se trata de la causa donde se retiraron 11 millones 400 mil pesos de la cuenta de RTA para gastos de la serie “ Los amores prohibidos de Belgrano”

Lourdes Marchese

Lourdes Marchese

El juez Rodríguez ordenó la citación a declaración indagatoria de seis imputados en la causa en la que se investiga el retiro de 11 millones 400 mil pesos de la cuenta de Radio y Televisión Argentina (RTA) al considerar que “habiendo analizado los elementos recabados en la pesquisa, entiendo se ha reunido el grado de sospecha necesario que exige el artículo 294 y corresponde convocar a prestar indagatoria a los señores Guillermo Siaria, Alejandro De la Torre, Ernesto Molinero, Ariel Berliner, Claudio Lamalfa y la señora. Adriana Maestri”.

El fiscal Gerardo Pollicita pidió la indagatoria de funcionarios de RTA al hacer mención al hecho que termina imputándose a los mencionados:

“En lo sucesivo se desarrollará la maniobra defraudatoria desplegada entre los días 26 de febrero y 8 de marzo del 2021 por los funcionarios de Radio y Televisión Argentina SE, Alejandro DE LA TORRE — Director Adjunto de Administración, Finanzas y Relaciones Comerciales—, Claudio LAMALFA —Tesorero—, Guillermo SIARIA —Director de la Dirección de Administración, Finanzas, Relaciones Comerciales—, Ernesto MOLINERO —Gerente de Producción— y Ariel BERLINER —Subgerente de Gerencia de Producción de la UNC7— quienes, en el contexto de la puesta en marcha de la producción interna 'Los amores prohibidos de Belgrano', extrajeron la suma de $11.400.000 en efectivo de la cuenta bancaria de RTA SE con el objeto de materializar la adquisición discrecional de diversos productos y servicios, desatendiendo la normativa regulatoria de la actividad allí desarrollada y eludiendo los mecanismos de control internos existentes en la mentada Sociedad del Estado; extremos que, como más adelante será profundizado, redundó en indebidos beneficios para los imputados y hacia terceras personas, tal el caso de Adriana MAESTRI, provocándose como contracara de ello un perjuicio económico en las arcas públicas.”

Según detalló Pollicita en su pedido de indagatorias, la maniobra estuvo orientada a procurarse el manejo de dinero en efectivo por fuera de los límites previsto para este tipo de operaciones en el ámbito estatal, con miras a disponer arbitrariamente del mismo y llevar a cabo distintas erogaciones presuntamente vinculadas con las necesidades de la tira en cuestión, “lo cual generó un lucro indebido al no contar con la debida autorización del Directorio de RTA SE ni la aprobación de un presupuesto que los respaldara.”

La normativa interna que regula el Régimen de Autorización de Emisión de Programas (Resolución SNMP SE 01/2004), establece que todo proyecto cuya finalidad sea la emisión de un programa, de manera anterior al inicio de los trámites de contratación, deberá contar con la aprobación del Interventor o actualmente, el Directorio— (Arts. 1 y 3 de la mentada Resolución) y si bien en las primeras contrataciones vinculadas con la tira, que se remontan a mediados del año 2020, se observa la intervención de la Presidenta del Directorio de la sociedad —basta con revisar los contratos del Director, Lecchi, o del guionista, Camaño, entre otros- “la realidad es que, según la información obtenida a través de la Dirección de Asuntos Legales, todo lo actuado con posterioridad por los imputados escapó del control de los integrantes del Directorio, que lejos estuvieron de autorizar las erogaciones cuestionadas.”

Entre los planteos que esbozó el fiscal aseguró que Alejandro De La Torre, Claudio Lamalfa, Guillermo Siaria, Ariel Berliner y Ernesto Molinero “excediéndose en sus funciones y abusando de la confianza que les había sido depositada en virtud de los cargos jerárquicos que ostentaban dentro de la estructura de la sociedad, dispusieron arbitrariamente de fondos del estado nacional en clara violación de los principios generales que rigen su accionar como funcionarios públicos, siendo que para otorgarle apariencia de legalidad al manejo de los mismos, gestionaron y autorizaron en expedientes administrativos diversos 'anticipos de gastos' cuyas irregularidades quedaron evidenciadas a lo largo de la presente investigación".

El hecho en cuestión tuvo su inicio cuando Ernesto Molinero encomendó a su inferior en orden de jerarquía Ariel Berliner solicitar ante la Gerencia de Administración y Finanzas UGC7 “anticipos de gastos” para la compra de materiales de vestuario, ambientación y arte de la ficción “Los amores prohibidos de Belgrano”.

Recordemos que en el mes de marzo pasado la presidenta de Radio y Televisión Argentina (RTA) realizó la presentación judicial luego de interiorizarse de lo sucedido, tras haber recibido un correo electrónico 07/03/2021 en la casilla de su secretaría privada, sobre posibles irregularidades en el manejo administrativo de una producción interna que consistió en el retiro de $4.000.000 de RTA SE de una sede del Banco Itaú, cuyo objetivo era el pago de gastos de la producción de una ficción sobre Manuel Belgrano, dinero que no estaba dispuesto para tal gasto. 

En efecto “se formó una auditoria interna, para tomar todas las medidas imprescindibles para el recupero de los bienes y tener una idea más precisa de los sucesos.”

Antes de esto un particular había realizado una denuncia que derivó en el expedientare donde hoy Rodríguez ordenó la citación a indagatoria. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?