Irrigación salió a desmentir las denuncias por contaminación de una cervecería

Irrigación salió a desmentir las denuncias por contaminación de una cervecería

El senador Marcelo Romano afirmó que se han relajado los controles por parte del gobierno del agua y que se ha permitido que una cervecería aumente los porcentajes de efluentes que vierte al canal Cacique Guaymallén. "Romano busca escenario político porque quiere volver a ser candidato", advierten.

MDZ Política

MDZ Política

Durante la sesión de la Cámara de Senadores en Mendoza, el legislador Marcelo Romano denunció que el Departamento General de Irrigación ha flexibilizado los controles y parámetros del vuelco de efluentes de algunas industrias. En concreto, abrió una lata de cerveza durante el debate y denunció que por cada litro de cerveza que se produce en una planta ubicada en Godoy Cruz se vuelcan dos litros de efluentes a un canal de riego. Desde Irrigación salieron a desmentir al legislador y aseguraron que "es mentira" que no funcionan los controles.

"Desde Irrigación desmentimos al senador Marcelo Romano. No se han flexibilizado los parámetros de control de la empresa Quilmes y las condiciones autorizadas de vuelco a cauce no afectan la cantidad de las aguas del canal Cacique Guaymallén", esgrimieron desde el Departamento General de Irrigación.

"Es mentira que no funcionan nuestros controles. Lo hacen adecuadamente y por eso la empresa ha sido multada", adhirieron desde la institución que conduce Sergio Marinelli.

"Romano busca escenario político porque quiere volver a ser candidato. Es muy malo que un senador desconozca la norma, no la sepa leer", retrucan desde la institución. Específicamente, el legislador provincial afirmó que Irrigación "hace tiempo viene flexibilizando la legislación que controla los vuelcos de efluentes". "Teníamos una legislación pionera que era la 778 y que controlaba los vuelcos, pero fue modificada por la resolución 52 y volvió a ser modificada por 627 con la intención de flexibilizar los controles", aseveró.

Desde el DGI salieron a desmentir esas aseveraciones y afirmaron que en el año 2017 se había firmado un convenio entre Irrigación y Quilmes que vencía en el año 2019 y que establecía los siguientes parámetros: conductividad eléctrica (CE)3300 µS/cm., es decir tolerable hasta el nivel indicado. "En 2018 se firmó un nuevo convenio para iniciar un proceso de mejora continua en su proceso de efluentes, con los siguientes parámetros estableciendo una mayor exigencia de conductividad eléctrica: CE 2500 µS/cm. Es decir, se tolera hasta el valor indicado, sensiblemente más exigente que el valor establecido en 2017", analizaron técnicamente desde la entidad.

"Con relación a la conductividad eléctrica (CE), se estableció en base a la nueva normativa un valor de 2025 µS/cm. Este valor surge de considerar la calidad de agua utilizada por la empresa para su producción, su localización y la disposición del efluente, entre otros aspectos. Entonces, si antes se permitía un nivel de conductividad eléctrica (CE)3300 µS/cm, y ahora de 2025 µS/cm, ¿se flexibilizaron las exigencias o fueron más rigurosas?", esgrimen con ironía desde Irrigación.

Romano contraataca

El senador Marcelo Romano salió a contestar el mensaje de Irrigación y aseguró que con sus explicaciones ha quedado en evidencia la falta de control que ha existido y a eso sumó que hoy se publicó en el Boletín Oficial una nueva resolución de Irrigación que pretende corregir algunos de esos desmanejos.

"Hemos logrado ponerlos en evidencia y han salido a modificar una resolución esta semana y sigue teniendo deficiencias. La denuncia la hicimos el martes 15 de junio y hoy se publica una resolución en el Boletín Oficial con fecha 10 de junio para dejar sin fundamento lo que nosotros denunciamos", aseveró Romano.

"Esto genera una inseguridad jurídica para todos los administrados. Se reservan números de resoluciones para hacer actos administrativos sin una fecha real. Usaron una resolución reservada para decir que ya lo habían cambiado y que la denuncia llegó tarde", remarcó en referencia a la resolución 641 publicada este viernes en el Boletín Oficial.

Según Romano, Irrigación modificó la resolución 778 que permitía 1400 µS/cm y lo llevaron a más 2000 µS/cm. "Según el hilo de Twitter de Irrigación llegó a estar cerca de 3300 µS/cm", criticó con dureza sobre la flexibilización que existió de esos parámetros.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?