El Gobierno negocia la provisión de oxígeno con empresas denunciadas

El Gobierno negocia la provisión de oxígeno con empresas denunciadas

La segunda ola de coronavirus en el país hizo que el Gobierno saliera a garantizar la provisión de oxígeno medicinal en los hospitales. Para ello, el propio jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, debió negociar con empresas que están denunciadas por presunta colusión.

MDZ Política

MDZ Política

La segunda ola de coronavirus en el país hizo que el Gobierno saliera a garantizar la provisión de oxígeno medicinal en los hospitales y para ello el propio jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, debió negociar con empresas que conforman un oligopolio, que ya fueron sancionadas en la Argentina y en Europa por cartelizarse y que se encuentran ahora bajo investigación por presunta colusión.

Tanto Cafiero como la ministra de Salud Vizzotti y el ministro de Desarrollo Productivo Kulfas participaron en la "mesa del oxígeno" junto a las tres principales empresas que proveen el recurso en el país: Air Liquide, Indura y Linde. Esa “mesa del oxígeno” se conformó en abril de 2020, explicó Vizzotti, para “intentar minimizar cualquier dificultad en el acceso a este insumo crítico” a medida que aumentaban los contagios por covid-19.

La polémica en la reunión se debe a que estas empresas se encuentran en la mira de las autoridades desde hace más de quince años, bajo sospechas de cartelizarse, fueron denunciadas por funcionarios públicos y ya fueron multadas, tanto en la Argentina como en Europa, según la información que consigna La Nación.

Una de las investigaciones abiertas sobre presuntas irregularidades graves es la que la ex-Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (CNDC) mantiene abierta sobre la fusión de una de esas empresas, Linde, con una de sus mayores competidoras en el mercado local, Praxair, operación que se anunció en 2019 y que podría fortalecer aún más el oligopolio.

La acusación contra las empresas de la "mesa del oxígeno" más Praxair de “connivencia empresarial” en perjuicio de los hospitales públicos bonaerenses “simulando competencia”, fue realizada en 2011 el entonces fiscal de Estado de la provincia de Buenos Aires, Ricardo Szelagowski. 

La CNDC ya había sancionado en 2005 y aplicó multas millonarias a Praxair, Air Liquide e Indura, en tanto que la cuarta firma multada en aquel entonces, Aga, terminó comprada por Linde. En la investigación Incluso se recuperaron mensajes cruzados entre las empresas que reflejaban cómo coordinaban el reparto de contratos, cómo aplastaban a cualquier rival que osara competir y sus acuerdos para fijar cotizaciones.

Las empresas negaron ante la CNDC que se hubieran cartelizado. Explicaron que seleccionaban muy bien en qué licitaciones competían y cuáles dejaban pasar, le enrostraron al Estado que pagaba tarde y mal, y que no cuidaba los insumos que le proveían, por lo que solo intentaban mantenerse a flote en un mercado acotado y rígido.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?