La terrible denuncia que un "colimba" hizo durante el acto oficial de Malvinas en Corrientes

La terrible denuncia que un "colimba" hizo durante el acto oficial de Malvinas en Corrientes

Un excombatiente de Malvinas, actualmente presidente del Centro de Excombatientes de Monte Caseros, hizo fuertes denuncias durante su discurso en el acto oficial de Malvinas en la provincia de Corrientes.

MDZ Política

MDZ Política

Carlos Enriori, presidente del Centro de Excombatientes de Monte Caseros, protagonizó una escena de memoria y denuncia en el Acto Central de la provincia de Corrientes por el 39° Aniversario de la Guerra de Malvinas.

Frente a las autoridades que habían llegado al acto, concejales, intendente, gobernador de Corrientes, se dirigió a todo el público y, especialmente, a los excombatientes que también presenciaban el acto. En un escenario repleto de autoridades provinciales y departamentales, de banderas sostenidas por exmilitares y autoridades de las Fuerzas Armadas, Enrior comenzó su discurso haciendo un breve recorrido por lo que había sido el inicio de la guerra, las expectativas de victoria y explicando las jerarquías que se establecían.

Sobre esto último, señaló que a los jóvenes que estaban haciendo el Servicio Militar Obligatorio los denominaban los "colimbas" y ellos conformaban el último eslabón de la cadena de mando, es decir, sólo recibían órdenes. De inmediato, comenzó a hacer referencia  las condiciones a las que eran sometidos los que ocupaban ese lugar de "colimbas". En este sentido, entre gritos y un público que comenzaba a incomodarse, lanzó una serie de denuncias durante su discurso.

"Los soldados eran torturados y expuestos a todos los demás como ejemplo de disciplina estaqueados en la intemperie, bajo la lluvia, bajo el viento y el frío. ¡Muchos de ustedes lo hicieron, sinvergüenzas!", lanzó el excombatiente. 

Luego, siguió. Entre sus sentencias y reinterpretaciones, destacó que “La gente aún hoy no conoce prácticamente nada de Malvinas. Se ha dejado llevar por esa historia de ‘los defensores de la Patria, de valentía y de heroísmo’, pero nunca se desmenuza un poco más lo que significó esa guerra para nosotros”.

"Los soldados conscriptos debían enfrentar primero a sus jefes, buscar comida por sus propios medios, robar en el rancho, llamamos así a la cocina regimiento, hasta matar ovejas para comer, siempre y cuando no eran (sic) descubiertos por sus jefes", señaló casi a los gritos.

"Cuando el enemigo mostró sus dientes, que venían con todas sus fuerzas, muchos jefes se escondieron, otros se enfrentaron de repente, otros huyeron dejando a los colimbas en el frente de batalla. Sé que es fuerte lo que les cuento, los soldados que nos animamos a contar nuestras vivencias lo hacemos siempre con honestidad y responsabilidad", detalló el presidente del centro de excombatientes.

“No inventé nada", dijo en una entrevista que le hicieron luego de su discurso. "Conté la realidad de los compañeros. Durante estos 39 años he escuchado un montón de historias de sufrimiento. Es sumamente doloroso. Quise contar la realidad de la guerra y lo doloroso que fue y es.”, expresó Enriori.

 

 

 

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?