La oscura pelea entre dos empresarios del poder por las vacunas

La oscura pelea entre dos empresarios del poder por las vacunas

En su clásica editorial semanal del programa Odisea Argentina, del canal LN+, el periodista Carlos Pagni reveló los detalles de la disputa entre los poderosos empresarios del sector farmacéutico para monopolizar la producción y venta de las vacunas contra el coronavirus en el país.

MDZ Política

MDZ Política

En su clásica editorial semanal del programa Odisea Argentina, del canal LN+, el periodista Carlos Pagni reveló los detalles de la disputa entre los poderosos empresarios del sector farmacéutico para monopolizar la producción y venta de las vacunas contra el coronavirus en el país.

Pagni expresó su preocupación por “la catastrófica gestión del Gobierno en materia de vacunas, no solo por la impericia sino porque además viene mezclada con negocios”, lo cual hace que “el virus (de la covid-19) corra más rápido que las vacunas y que en la Argentina el coronavirus se transforme en un problema especialmente peculiar”.

Al profundizar en ese aspecto, el conductor se refirió a una “enorme opacidad en la política”, y mencionó como protagonista a un “empresario amigo del poder, Marcelo Figueiras”, propietario del laboratorio Richmond y esposo de la exlegisladora bonaerense K María Laura Leguizamón.

“El ministro de Salud de la provincia de Buenos Aires, Daniel Gollan, dijo que venían hablando con Figueiras en secreto y cuando en el Gobierno se enteraron que Rusia podía delegar en un laboratorio la fabricación de la Sputnik V, le pasó el dato al empresario para quedarse con el negocio: tener la concesión de la vacuna rusa para vendersela al Estado argentino”, detalló.

Según Pagni, Figueiras “está gestionando un fideicomiso de 60 millones de dólares para invertir en la fabricación de las vacunas, siendo el principal operador de ese fondo Jorge Brito hijo”, por lo que ya se apuntaron como inversores “varios empresarios amigos del poder, encabezados por (Mauricio) Filiberti, quien es socio de (Jose Luis) Manzano y (Daniel) Vila en la compra de Edenor y le vende monopolicamente cloro al Estado”, 

“Todos están muy ligados a Sergio Massa, con quien Figueiras se sacó una foto cuando presentaron la noticia de la producción de la vacuna”, añadió.

Pero no todas son buenas para el empresario, porque abrió aún más una feroz competencia en el mundo de los laboratorios argentinos, según Pagni: “Hay un chat de empresarios que se armó durante el gobierno de Mauricio Macri para 'alentar el cambio' y favorecer a Cambiemos. Allí empezaron las felicitaciones a Figueiras hasta que apareció alguien que dijo: ‘Esto estuvo muy lindo, pero vivo en Madrid y me voy”. Ese empresario era Hugo Sigman”.

“Ahora reaparece la rivalidad para ver quién será proveedor de vacunas del Estado. Figueiras le dijo a dirigentes muy importantes de la oposición que tuvo enormes dificultades para la aprobación de su proyecto porque en todos los lugares donde hay regulación para vacunas se encontró con gente de Sigman”, enfatizó el periodista.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?