Procrear: el detrás de escena de un acto para una foto mentirosa

Procrear: el detrás de escena de un acto para una foto mentirosa

Aunque las imágenes muestren a dirigentes del oficialismo y la oposición saludándose amistosamente, prácticamente no existió diálogo entre Anabel Fernández Sagasti y Rodolfo Suarez. El gobernador se fue antes de que hablara Alberto Fernández y un diputado se bajó del escenario. No entregaron casas.

Mariano Bustos

Mariano Bustos

La entrega de viviendas del Procrear en Maipú sirvió para mostrar una imagen de unidad y trabajo conjunto entre el oficialismo y la oposición. Sin embargo, más allá de la foto que mostró al gobernador Rodolfo Suarez saludando a la senadora nacional Anabel Fernández Sagasti, el detrás de escena fue totalmente distinto. Incluso, ni siquiera hubo entrega de viviendas ya que por problemas administrativos y protocolos de la pandemia no ha sido posible avanzar en las adjudicaciones.

A unos cincuenta metros del escenario algunos adjudicatarios se quejaban precisamente de esa situación. Reclaman que les entreguen las viviendas que esperan hace meses pero que por cuestiones burocráticas y sanitarias no llegaron nunca. "Desde que asumimos estamos trabajando para acelerar la entrega de los Procrear. Fue una excelente noticia el 4 de agosto salir de la actualización del UVA y ahora estamos empezando a entregar las viviendas", manifestó Fernández Sagasti.

"Lo que sucede es que hay protocolo de entrega y para firma de la escritura, por lo que es una situación compleja. Estamos abocados a que sea los mas rápido posible. Estuve hablando con algunos adjudicatarios y trataremos de cambiar algunos protocolos porque es difícil el trámite que se tiene que hacer para entregar la llave", señaló la senadora nacional. 

La sonrisa (con barbijo) para la foto

Tanto Suarez como Fernández Sagasti se saludaron con cordialidad y dieron una imagen de institucionalidad que es digna de destacar. Sin embargo, luego de esa instantánea apenas si cruzaron una palabra. A pesar de que esperaron durante más de una hora y media a que comenzara el acto, no dialogaron en absoluto. El senador Adolfo Bermejo se acercó a conversar con el vicegobernador Mario Abed y el gobernador Suarez, pero sin la participación de la legisladora nacional. Las fotos muestran a Sagasti conversando con su par Pamela Verasay, pero esa situación también se dio exclusivamente para la imagen.

El gobernador no esperó hasta el final

Otro hecho que llamó la atención es que el gobernador Rodolfo Suarez se retiró antes de que el presidente Alberto Fernández hiciera uso de la palabra. Incluso, en un momento Alberto Fernández retomó el contacto con Mendoza y saludó a un Suarez que ya no estaba. Al frente del acto habían quedado el intendente Matías Stevanato, la senadora Fernández Sagasti, el vicegobernador Mario Abed y la senadora Pamela Verasay

Desde el entorno del gobernador explicaron que tenía cuestiones de agenda pendientes y no escondieron su malestar por la demora que existió para iniciar el acto. "Ya habíamos avisado en presidencia que se tenía que ir", señalaron. Casualmente, se perdió el discurso del gobernador de Buenos Aires Axel Kicillof y el propio Presidente, ambos muy hostiles con la gestión anterior.

Diputado de pocas pulgas

Pero antes de que Suarez decidiera irse, otro diputado nacional había hecho lo mismo. El acto apenas había comenzado y todavía no se había dado la conexión con Mendoza cuando el diputado del Frente de Todos Alejandro Bermejo se bajó del escenario -ya llevaban cerca de 40 minutos parados- para atender un llamado. Nunca más regresó.

Tal es así que, al hacer uso de la palabra, el intendente de Maipú Matías Stevanato presentó a las autoridades que lo acompañaban en el escenario y al mencionó al diputado y exintendente Bermejo. "Estaba aquí hace unos instantes. Por algún lado debe estar", aclaró para salir al paso.

 

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?