El desafío de Suarez: controlar a los jóvenes para evitar el colapso sanitario

El desafío de Suarez: controlar a los jóvenes para evitar el colapso sanitario

La provincia está entrando en una etapa delicada y el gobernador evalúa nuevas medidas puntuales para evitar contagios y proteger a los grupos de riesgo. Afirman que volver a fase 1 no es una opción y afinan el lápiz para tomar decisiones efectivas sin afectar la economía.

MDZ Política

MDZ Política

Las estadísticas son claras y el gobernador Rodolfo Suarez las observa constantemente. La mayor cantidad de contagios se da en personas jóvenes mientras que el promedio de edad de los fallecidos es de 70 años. En base a esos dos indicadores, en Casa de Gobierno afinan el lápiz para tomar decisiones efectivas que no impliquen un nuevo golpe a la economía. En este sentido, aseguran que no hay intenciones de volver a fase 1 pero reconocen que están trabajando en medidas puntuales y aumento de controles para bajar la circulación de gente. Suarez tiene una premisa: que haya menos personas circulando, pero sin restringir actividades productivas. 

"Siempre el análisis es día a día", esgrimen desde el cuarto piso de Casa de Gobierno y reconocen que es necesario bajar los contactos sociales pero sin descuidar la economía y el trabajo. "El desafío es que la gente tome conciencia y evite las reuniones, que se hacen en casa. Jóvenes sobre todo", advierten.

Pero la situación sanitaria es cada vez más compleja y el mensaje de responsabilidad ciudadana podría verse reforzado por acciones concretas. Desde mayores controles en las calles y en espacios verdes, hasta restricciones puntuales en las actividades donde se detecten mayores posibilidades de contagio. O incluso decisiones que logren resguardar a las personas en grupo de riesgo. "En Mendoza está pasando lo que sucede en el país y el mundo: los sistemas de salud se vuelven más críticos. Hoy comenzamos a colocar cascos, aumentamos lo que podemos camas", manifiestan desde el Ejecutivo para dimensionar la situación actual. Es por ello que redoblan los esfuerzos para que los mendocinos tomen conciencia de esa situación y no se expongan a situaciones de contagio.

De ser necesario, aseguran que habrá nuevas restricciones estratégicas y en consonancia con lo que muestran los gráficos que son seguidos por el gobernador. De ellos se desprende que las franjas etarias con más contagiados van de los 15 a los 49 años. Incluso, tienen el dato de que el promedio de edad de los contagios es de 40.5 años. 

En base a ello, podría limitarse con medidas concretas la vida social que llevan adelante las personas en ese rango.

El otro número que ocupa a las autoridades es el de los fallecidos. Según los cómputos oficiales, el promedio de edad de las personas que han perdido la vida por Covid-19 es de 73 años. Por ese motivo, no es descabellado imaginar posibles acciones del gobierno para resguardar aún más a los adultos mayores.

Por ahora, no hay medidas concretas pero si un reconocimiento oficial de que estos indicadores se analizan día a día. Al igual que otros datos que ya han sido mencionados con anterioridad como el porcentaje de ocupación de camas de terapia intensiva. Esta tarde darán a conocer el porcentaje de ocupación que superaría el 85% de las camas de terapia intensiva en el Gran Mendoza. En cuanto a las camas generales, el 80% están ocupadas.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?