Diputado K pide no hacer cacerolazos para bajar sueldos políticos

Diputado K pide no hacer cacerolazos para bajar sueldos políticos

El diputado porteño Leandro Santoro criticó los cacerolazos y los relacionó con una maniobra de la oposición contra el Gobierno nacional.

Redacción MDZ

Redacción MDZ

Las protestas con cacerolazos para pedir la baja de los sueldos políticos a nivel nacional y en las provincias que aún no lo han hecho, desató críticas por parte del oficialismo, que acusa a la oposición de impulsar las manifestaciones y pide a los ciudadanos mantenerse en la "unidad" para combatir la pandemia de coronavirus.

Ante la decisión de algunas provincias y países vecinos como Mendoza, Corrientes y Uruguay de recortar los salarios de funcionarios políticos para conseguir fondos en la lucha contra la COVID-19, miles de personas se manifestaron desde sus ventanas y balcones con cacerolas para exigirle a la clase política nacional que imite esas acciones y baje sus sueldos. Ello solo fue escuchado por algunos gobernadores y la Cámara de Diputados de la Nación, cuyo titular Sergio Massa dispuso una quita del 40% en las dietas de los diputados nacionales.

Uno de los críticos más explícitos contra los cacerolazos fue el diputado porteño Leandro Santoro, quien a través de su cuenta de Twitter exhortó a los argentinos a no manifestarse en favor de los recortes salariales políticos.

También aseguró que cualquier rebaja es "simbólica" y, criticando a la oposición, minimizó el impacto salarial en la vida de los legisladores.

Para Santoro, como así también para un amplio sector del kirchnerismo, los cacerolazos son una maniobra de la oposición de Juntos por el Cambio en respuesta a las recriminaciones del presidente Alberto Fernández hacia un sector del empresariado, puntualmente al presidente de Techint, Paolo Rocca, por las suspensiones masivas en esa multinacional argentina.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?