El ultimátum de Alberto Fernández a Guzmán por el dólar

El ultimátum de Alberto Fernández a Guzmán por el dólar

Luego de que el dólar blue cerrara a $195 el viernes de la semana pasada, el presidente advirtió al ministro de Economía, Martín Guzmán, la necesidad de solucionar la incertidumbre cambiaria cuanto antes.

MDZ Política

MDZ Política

El presidente Alberto Fernández le dio un ultimátum al ministro de Economía, Martín Guzmán, para que controle cuanto antes la suba descontrolada de las cotizaciones alternativas del dólar luego de que el dólar blue superara los $190 a fines de la semana pasada.

Según consigna Clarín, el mandatario fue tajante con su advertencia: "Arreglá esto". Guzmán pidió tiempo tras ser empoderado para tomar todas las medidas en materia económica. El margen de maniobra se achicó luego de que la divisa norteamericana alcanzara los $195 en el mercado informal en el cierre de la semana y la brecha cambiaria con el oficial ya es de 149,5%.

La principal crítica que viene recibiendo Guzmán es que suele minimizar lo que sucede con el dólar blue, al que considera un mercado marginal. "El que importa es el oficial", suele repetir. Sin embargo, varios lo cruzaron por la importancia del blue en la formación de expectativas.

Para intentar calmar la situación, Alberto Fernández ha mostrado nuevos acercamientos con el sector empresario, representado por el llamado Grupo de los Seis. Incluso ha buscado recomponer la relación con el CEO de Techint, Paolo Rocca, para que éste aporte inversiones en Vaca Muerta a través de Tecpetrol, la petrolera del grupo.

En reuniones con empresarios, Guzmán aseguró que el estado de las reservas del Banco Central no es para alarmarse y anticipó que un rápido acuerdo con el FMI aliviará tensiones. En este sentido, el ministro insistió con que no habrá devaluación, pero sí pequeñas microdevauaciones (de un 10%) en el cambio oficial.

Los empresarios reclaman certidumbre y definiciones claras sobre hacia dónde va el país. Entre los temas preocupantes se destaca la creciente problemática de las tomas de tierras que se vienen registrando en distintos puntos del país sin reacción condenatoria del Gobierno nacional. 

Esta semana se dio un hecho insólito que preocupó a todos. En uno de los campos denunciados, el de la familia Etchevehere en Entre Ríos, pasó la noche una funcionaria nacional. Gabriela Carpineti, la directora nacional de Promoción y Fortalecimiento de Acceso a la Justicia, aseguró que lo hizo para evitar hechos de violencia.

Algunos ministros se enteraron de lo ocurrido por televisión y le exigieron a Alberto Fernández que la eche. Fernández no les dio el gusto porque Carpineti responde a Grabois y el dirigente social viene de verse cara a cara con el Papa Francisco. Desde entonces, el dirigente no ha hecho más que subir el perfil. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?