Polémica en la OEA entre Argentina y Nicaragua por la invitación al iraní acusado por el atentado contra la AMIA

Polémica en la OEA entre Argentina y Nicaragua por la invitación al iraní acusado por el atentado contra la AMIA

Veintidós países expresaron ayer en la OEA su condena por la presencia en Nicaragua del iraní Mohsen Rezai, uno de los imputados por la Justicia argentina por el atentado de 1994 contra la AMIA , y se desató una polémica a partir de las declaraciones justificativas del representante nicaragüense.

MDZ Mundo

MDZ Mundo

Veintidós países integrantes de la Organización de Estados Americanos expresaron ayer un contundente apoyo a la Argentina para que "se haga Justicia" en el ataque contra la sede de la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) el 18 de julio de 1994, que dejó 85 muertos y sigue impune, así como condenaron la presencia en el acto de toma de posesión de Daniel Ortega de Moshen Rezai, actual vicepresidente de Asuntos Económicos de Irán, al considerar que supone una "afrenta a la Justicia argentina y a las víctimas del atentado de la AMIA". Sobre Rezai pesa una alerta roja de la Interpol por el ataque a la AMIA y el Gobierno de Argentina ha cuestionado que la Interpol no lo detuviera cuando estuvo en Managua.

Sin embargo, durante esa reunión el embajador nicaragüense ante ese organismo internacional, Arturo McFields, rechazó la declaración y defendió que Nicaragua puede "invitar a quien quiera" porque es una nación "soberana", "independiente" y goza del derecho a la autodeterminación de los pueblos. Durante su visita a Nicaragua, Rezai se reunió con Ortega y le expresó su apoyo para "vencer al imperialismo norteamericano".

En una serie de tuits realizados desde la representación argentina ante la OEA, la Argentina manifestó su "enérgico rechazo a los dichos del Representante Permanente de Nicaragua, embajador Arturo McFields, toda vez que los mismos manifiestan un incomprensible desdén hacia las obligaciones que pesan sobre toda la comunidad internacional para la lucha contra el terrorismo a través de la cooperación jurídica internacional".

"La Argentina insiste en la necesidad de que se haga justicia en el marco de la causa que investiga el atentado a la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA), y vuelve a condenar la visita de Mohsen Rezai a Managua, por constituir una afrenta a la justicia argentina y a las víctimas del brutal ataque ocurrido el 18 de julio de 1994 en la ciudad de Buenos Aires", prosiguió el comunicado para concluir afirmando que "en consecuencia, el gobierno argentino repudia la actitud temeraria del embajador McFields e insta a las autoridades nicaragüenses a que aseguren el cumplimiento de las notificaciones rojas de la INTERPOL, de la que forman parte, relativas al mencionado acto terrorista".

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?