Orgasmo femenino: Los revolucionarios succionadores de clítoris

Orgasmo femenino: Los revolucionarios succionadores de clítoris

Se habla de nuevas forma de alcanzar el orgasmo. Los succionadores de clítoris se han hecho virales a través de las redes sociales. ¿De qué se trata?

MDZ Mundo

MDZ Mundo

El gran debate en torno al placer sexual u orgasmo de la mujer sigue siendo el encontrar el punto exacto de estimulación. Un alto porcentaje de mujeres y madres siguen sin ser satisfechas en su totalidad por sus parejas y abogan por el orgasmo fingido. No obstante, han llegado al mercado los succionadores de clítoris -entre ellos el Satisfayer-, un reclamo que ha arrasado en ventas.

Los succionadores de clítoris se han hecho virales a través de las redes sociales. Se ha compartido la imagen de este juguete sin saber qué lograba en la mujer. Satisfayer es una de las marcas más reclamadas por las mujeres que, ávidas por un momento de intimidad y estimulación sexual, aseguran su clímax.

Satisfayer, uno de los modelos. 

La mujer expone su intimidad ante los succionadores de clítoris

El tabú de la masturbación siempre ha pasado por delante del hombre sin afectarle. La mujer pudorosa solía evitar hablar del tema ante el miedo, enjuiciamiento, o creyendo que el concepto masturbación implicaba no satisfacción, falta de respeto o de sexo con la pareja.

Al igual que el hombre, la mujer puede masturbarse teniendo pareja y/o con relaciones sexuales placenteras, bien por gusto, para probar, para compartir en pareja o porque innegablemente una se conoce mejor que nadie. Los succionadores de clítoris, a la cabeza el Satisfayer, pueden utilizarse por mujeres y/o madres solteras, con pareja o mujeres que acaban de tener a su bebé y están doloridas para poder tener relaciones sexuales con penetración.

No hay nada malo en conocerse, darse placer y vivir la sexualidad en la intimidad cuando cada una desee. La mujer puede disfrutar en sus relaciones sexuales, pero alrededor del 60% de mujeres afirma que no llega al orgasmo. En ese caso, ¿por qué no probar algo nuevo y que asegure el momento final?

No siempre se llega al clímax

Practicar sexo no siempre asegura llegar al orgasmo. La mujer puede disfrutar sobremanera con su pareja y anhelar llegar al culmen de la relación sexual y, por ello, obsesionarse. Como recomendación, lo mejor es disfrutar del momento y siempre hablar con la pareja haciéndole saber qué funciona en el propio cuerpo. La mujer que se masturba y toca conoce su cuerpo, conoce perfectamente su zona erógena y qué le gusta que le hagan.

Con el hombre, la mujer no siempre alcanza el orgasmo y esto no supone que haya algo malo. El grave error es relacionar el placer con la consecución del orgasmo. Tanto el hombre como mujer pueden disfrutar y no siempre alcanzar el clímax. Lo que sí es cierto es que ambos deben comunicarse e intentar facilitarle a la pareja el mejor de los momentos.

No hay que sentirse mal por utilizar este juguete sexual teniendo pareja. La intimidad de cada persona no va en función del equipo que se forme con otra. Cada uno es libre de tener un momento íntimo si lo desea. En la relación de pareja hay que tener confianza para todo, hablar y exponer la situación.

Si tanto hombre como mujer desean o necesitan cambios en la práctica sexual hay que discutir ideas, posturas, tiempo…, sin buscar culpables, ya que no los hay. Al igual que existen mujeres que llegan fácilmente al orgasmo, otras necesitan preliminares y que acaricien su clítoris continuamente. Es mínimo el porcentaje de mujeres que llegan al orgasmo con sólo la penetración. Pero no hay que rendirse, todo tiene solución. 

El éxito de los succionadores de clítoris

El estrés, el momento de tristeza o angustia personal influyen negativamente en disfrutar de las relaciones sexuales en plenitud e incluso afectan en la apetencia sexual. Practicar el sexo sin ganas no asegurará un momento agradable. Probablemente la lubricación no se produzca y los músculos vaginales no se relajarán.

Las ventas de los succionadores de clítoris han rebasado cifras normales en los últimos meses. Parte de este éxito ha llegado por la etapa que está viviendo la mujer. La mujer no siente miedo a ser ella misma y a hablar sin tapujos. Se siente capaz de salir a la calle y ser considerada en las mismas condiciones que el hombre y esto lo aplica también al terreno sexual.

Y la evolución de estos juguetes sigue, llegando a añadirse tecnología con ultrasonidos, todo para asegurar unas sensaciones indescriptibles y difíciles de olvidar. 

Siempre se han conocido los juguetes eróticos y los más comunes han resultado ser de lo más parecido al pene. Los succionadores de clítoris -como el Satisfayer– han causado furor porque se centran en el órgano que, sin duda alguna, producen el éxtasis en la población femenina. Las mujeres pueden llegar al orgasmo en un instante y en el momento del día que deseen, sentirlo con mayor intensidad y sin necesidad de penetración.

balear.es

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?