Las 3 medidas de Trump que preocupan a los inmigrantes en Estados Unidos

Las 3 medidas de Trump que preocupan a los inmigrantes en Estados Unidos

Donald Trump quiere acelerar la deportación de la mayor cantidad de inmigrantes posibles.

MDZ Mundo

MDZ Mundo

El Gobierno de Donald Trump dio nuevas instrucciones a los agentes de inmigración para deportar a cientos de personas o dejarlos sin la posibilidad de obtener beneficios dentro del territorio estadounidense.

El Departamento de Seguridad Nacional (DHS) y el Servicio de Inmigración y Ciudadanía (Uscis) tomaron estas medidas y regulaciones que dificultan a los inmigrantes realizar los trámites burocráticos para lograr con éxito todas sus peticiones. 

“Básicamente están ordenando a los oficiales de Uscis ahondar más en los casos, y la discreción de no aprobación está aumentando para que las cosas negativas valgan más que las positivas”, alertó Fernando Romo, abogado de inmigración y principal asesor de la Asociación de Salvadoreños de Los Ángeles (Asosal).

Y agregó: "Si no ponemos cuidado a estos cambios esto va a causar que muchos inmigrantes estén en riesgo". 

1. Rechazo de la ciudadanía

Por pedido de Trump, la Uscis cambió el Manual de Políticas y ahora le pone más trabas a los inmigrantes que quieren obtener la ciudadanía estadounidense. En las últimas semanas, a muchos de ellos se los rechazó la residencia permanente "por error, por fraude o no cumpliendo con la ley”. 

Estas personas fueron evaluadas con reportes o información que los oficiales migratorios “no conocían” en sus expedientes, así como también documentación que no hayan entregado a tiempo. De esta manera, quienes no tengan la residencia permanente legal (LPR, por sus siglas en ingles) no pueden ser naturalizados. 

“Si un solicitante no cumple con la carga de establecer que mantuvo el estatus de LPR, generalmente rechazamos la solicitud de naturalización y colocamos al solicitante en un proceso de deportación”, indican desde la Uscis.

El inmigrante es notificado mediante un Aviso de Comparecencia (NTA, en inglés), el cual es una cita a corte migratoria. "La actualización también establece que generalmente denegamos una solicitud de naturalización presentada en o después de la fecha de vigencia, si el solicitante está en proceso de deportación de conformidad con una orden de arresto", agregaron.

2. Restringen el trabajo a los inmigrantes

El gobierno de Donald Trump, a través de la DHS, propuso restringir la aprobación de permisos de trabajo a extranjeros con orden de deportación. 

“Un extranjero que tiene una orden final de expulsión y que es liberado temporalmente de la custodia de DHS bajo una orden de supervisión (OSUP) es generalmente elegible para un documento de autorización de empleo (EAD)”, explicó la Uscis.

Por eso, ahora quieren restringirlo. La medida afectará en concreto aquellas personas cuya deportación fue ordenada, pero no puede darse debido a que su país no las acepta. 

“En la administración Obama, aquellos que tenían un paro a su deportación tenían derecho a su permiso de trabajo, si esta medida queda en vigencia, no les permitirá obtener este permiso”, explicó Romo.

3. Deportación inmediata

Otra de las propuestas es deportar de manera "expedita" a inmigrantes indocumentados que no puedan demostrar que llevan al menos dos años en los Estados Unidos. Por estos casos puntuales quieren que sea inmediata. 

"Nuestra capacidad para implementar esta importante herramienta estatutaria nos permitirá proteger aún más nuestras comunidades y preservar la integridad de las leyes de inmigración, exigidas por el Congreso de nuestra nación", apuntó Tony Pham, director en funciones de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE).

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?