El drama de una conocida conductora de televisión que perdió la voz

El drama de una conocida conductora de televisión que perdió la voz

Carolina Haldemann está de licencia en sus trabajos frente a cámaras, recibiendo tratamiento por nódulos bilaterales en las cuerdas vocales.

MDZ Show

MDZ Show

Carolina Haldemann está atravesando un dramático momento tras perder la voz por un problema de salud. La periodista trabaja en Trasnoche de Canal 26 y además acompaña a Pampita en Pampita Online (Net TV). En este momento, Haldemann está de licencia y en tratamiento para recuperarse del mal que la afecta.

En diálogo con Teleshow, la conductora detalló que le diagnosticaron nódulos bilaterales en las cuerdas vocales y sangrado en la laringe. Con un angustia, Carolina expresó que no puede hablar: “Por más desesperante que sea, no lo puedo hacer. Hablo porque todavía sé hablar, no me olvidé, pero lo hago bajito e intento que sea lo menos posible: no me río a carcajadas, no grito, no toso. No puedo exigir la voz”.

Carolina Haldemann.

Luego, la periodista dio detalles del tratamiento que está transitando: “Consiste en extirpar el nódulo o pólipo de la cuerda vocal. Este tipo de tratamiento sólo ocurre cuando los nódulos o pólipos son muy grandes o han estado presentes durante largo tiempo. Si me sacaran las cuerdas quedaría muda. Eso es irreversible. Los nódulos son reversibles

Además, Haldemann recordó que las primeras señales aparecieron en junio. En Trasnoche hicieron una entrevista por Zoom: “Notamos que (el entrevistado) no me escuchaba y no me entendía bien”. Durante el resto de la semana, sus problemas se intensificaron. “Tenía una voz rara que no era la mía”. Al lunes siguiente ya estaba disfónica, su voz “salía entrecortada” y aunque intentó calmar los síntomas con tés, pocos días después ya estaba sin voz, afónica.

Finalmente, Carolina Haldemann aclaró: “No es grave, sino que tengo que tener paciencia y aprender a hablar nuevamente para desinflamar las cuerdas y achicar los nódulos y encontrar mi voz normal, o casi normal, de nuevo, sin exigir los músculos. Una especie de formatear el disco de lo que ya sabía hacer, que era hablar, y volver a aprender algo tan básico como eso para poder volver a usar la voz... Los médicos me aseguran que en 15 días prácticamente estaría hablando. Quizás no normal de todo, pero sí ya con una voz entendible”.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?