Jardinería

Nueve claves para el florecimiento de tu árbol de jade

Descubrí los consejos esenciales para mantener tu árbol de jade en óptimas condiciones fuera de casa y garantizar su crecimiento y belleza.

MDZ Estilo
MDZ Estilo lunes, 15 de abril de 2024 · 08:28 hs
Nueve claves para el florecimiento de tu árbol de jade
Si estás intentando hace tiempo hacer florecer a tu árbol de jade, necestás leer esta nota, acá están todos los trucos Foto: Shutterstock

El árbol de jade, conocido científicamente como Crassula ovata, es una de las plantas suculentas más codiciadas por su elegante presencia y su fácil mantenimiento, especialmente en espacios exteriores. Si estás considerando tener un ejemplar en tu jardín o terraza, es muy importante que conozcas algunos trucos para asegurar su correcto desarrollo en estas condiciones.

Iluminación solar: 

Este tipo de planta necesita una exposición directa y abundante al sol para prosperar. Ubicala en un área donde pueda recibir al menos de 4 a 6  horas diarias de luz solar directa. En exteriores, un sitio soleado y bien ventilado es ideal.

Asegurá el drenaje: 

Elegí un suelo que tenga un buen drenaje para evitar el estancamiento del agua, lo cual podría ser perjudicial para el árbol de jade. Agregar arena gruesa o perlita al sustrato puede mejorar significativamente el drenaje y prevenir problemas de pudrición en las raíces.

Riego moderado: 

A pesar de ser resistente a la sequía, el árbol de jade requiere agua de manera regular. Regalo cuando la capa superior del suelo esté seca al tacto, generalmente cada 2 o 3 semanas en climas cálidos. En invierno, reducí la frecuencia de riego para evitar el exceso de humedad.

El árbol de jade es una planta particular que necesita detalladamente ser cuidado. Foto: Shutterstock

Protección en climas fríos: 

En regiones con inviernos fríos, es fundamental proteger el árbol de jade de las heladas. Durante los períodos de bajas temperaturas, considerá trasladar la planta a un lugar más resguardado o incluso llevarla al interior para protegerla del frío extremo.

Nutrición balanceada: 

Durante la temporada de crecimiento, que generalmente abarca la primavera y el verano, alimentá tu árbol de jade con un fertilizante equilibrado de liberación lenta. Evitá sobrealimentarlo, ya que esto podría afectar negativamente su desarrollo.

Poda oportuna: 

Realizá podas periódicas para dar forma al árbol de jade y eliminar cualquier crecimiento muerto o dañado. La primavera o el verano son las estaciones más adecuadas para llevar a cabo esta tarea, cuando la planta está en pleno crecimiento.

Control de plagas: 

Mantené una vigilancia constante en busca de posibles plagas como ácaros o pulgones, los cuales pueden perjudicar la salud del árbol de jade. En caso de identificar alguna infestación, tratá la planta con soluciones naturales o insecticidas suaves.

¡Hacé florecer tu árbol de jade para que quede como éste!
Foto: Shutterstock

Selección de maceta adecuada: 

Si optás por mantener tu árbol de jade en maceta, asegurate de que esta cuente con agujeros de drenaje y que el sustrato sea apropiado para suculentas, garantizando así un adecuado flujo de agua y nutrientes.

Paciencia ante el crecimiento : 

Tené en cuenta que el árbol de jade es una planta de crecimiento lento, por lo que los cambios en su tamaño y forma serán gradualmente perceptibles. Sé paciente y brindale el tiempo necesario para desarrollarse plenamente.

Siguiendo estos consejos básicos, podrás deleitarte con la exuberante belleza y la vitalidad de tu árbol de jade en el entorno exterior de tu hogar.

Recordá siempre adaptar los cuidados según las condiciones climáticas específicas de tu región para asegurar el éxito en el cultivo de esta preciada planta suculenta.

Archivado en