Vida sana

Un estudio reveló que quienes son más fitness, más alcohol beben

Un nuevo estudio ha revelado que las personas que hacen más ejercicio también tienden a tomar más.

MDZ Divinos
MDZ Divinos viernes, 4 de febrero de 2022 · 07:00 hs
Un estudio reveló que quienes son más fitness, más alcohol beben

El estudio, publicado en Medicine & Science in Sports & Exercise, fue dirigido por el Dr. Kerem Shuval del centro de investigación Cooper Institute, con sede en Dallas. Se encuestaron a casi 40 mil participantes, entre 20 a 86 años que visitaron la clínica para realizarse exámenes médicos preventivos entre 1988 y 2019. 

La aptitud cardiorrespiratoria se midió con una prueba máxima en cinta y los participantes corrieron mientras una máquina medía la cantidad de oxígeno que utilizaban. Con base en la velocidad y la pendiente finales, los investigadores calcularon el equivalente metabólico máximo de los participantes (la cantidad de oxígeno que sus cuerpos requieren durante el descanso). Luego, los sujetos se agruparon en grupos de condición física baja, moderada y alta.

El consumo de alcohol se midió a través de un cuestionario, centrándose en cuántas bebidas por semana consumían los participantes. Los investigadores separaron a los participantes en tres grupos: consumo ligero (tres o menos tragos por semana), consumo moderado (más de tres y hasta siete tragos para mujeres y más de tres y hasta 14 tragos para hombres) y consumo excesivo (más de siete tragos para mujeres y más de 14 tragos para hombres). Además, la dependencia del alcohol se midió a través de un cuestionario separado, destinado a la detección de problemas de alcohol clínicamente relevantes.

Los resultados mostraron que los sujetos de estudio más en forma eran más propensos a beber. Las mujeres dentro de la categoría de condición física moderada tenían 1,58 veces más probabilidades de beber de manera moderada o abundante en comparación con sus contrapartes de condición física baja, y las clasificadas como de condición física alta tenían 2,14 veces más probabilidades de beber de manera moderada o abundante. Los hombres en la categoría de condición física moderada tenían 1,42 veces más probabilidades de caer en los grupos de consumo de alcohol moderado o intenso, y los hombres de condición física alta tenían 1,63 veces más probabilidades de beber de forma moderada o abundante en comparación con el grupo de condición física baja.

A pesar de sus mayores probabilidades de beber más, los hombres clasificados como de mayor condición física tenían menos probabilidades de sufrir problemas de dependencia del alcohol. Entre los bebedores masculinos empedernidos, los sujetos con baja condición física tenían un 45,7 % de probabilidad de dependencia del alcohol, mientras que los sujetos con una condición física moderada tenían una probabilidad del 41,7 % y los sujetos con una condición física alta tenían una probabilidad del 34,9 %.

"Los hallazgos del estudio indican que los bebedores actuales con niveles más altos de condición física exhibieron una mayor tendencia al consumo de alcohol", escriben los autores. "Las intervenciones que se centran en aumentar el estado físico podrían considerar al mismo tiempo el objetivo de reducir el consumo de alcohol".

Los autores agregan que esta relación entre el ejercicio y el alcohol podría explicarse por un mecanismo psicológico llamado "efecto de licencia", donde el logro de objetivos proporciona una "licencia" para beber como mecanismo de recompensa. 

Archivado en