Estos son los vinos ideales para acompañar las carnes rojas

Estos son los vinos ideales para acompañar las carnes rojas

Malbec, Cabernet Sauvignon, Merlot, Syrah y Pinot Noir son vinos que combinan a la perfección con las carnes rojas.

MDZ Divinos

MDZ Divinos

El mejor vino para acompañar las carnes rojas es el tinto. Sin embargo, dentro de este se abren múltiples posibilidades, ya sean de cepa o de edad de la bebida, y lo mismo sucede con los cortes de carne y su cocción. En esta oportunidad compartimos todo lo que hay que saber al respecto. A continuación, los detalles.

Carnes rojas y vino tinto, la mejor combinación posible

La fórmula que conecta de manera casi indivisible al vino tinto y a las carnes rojas es más bien genérica, ya que las posibilidades que comprenden ambas variables son tan diversas como numerosas.

Si bien existen muchos especialistas que estudian en profundidad las características específicas de esta combinación gastronómica, lo cierto es que, en el día a día, las elecciones terminan siendo más bien personales.

Dicho de otra manera, se trata de una cuestión de gustos. No obstante, hay algunos puntos que son fundamentales para aquellas personas que quieran lograr una experiencia más que placentera.

Al respecto, se puede afirmar que, en lo que se refiere a la combinación de vino y carnes rojas influyen aspectos como la cepa del vino tinto (Malbec, Cabernet y Syrah, entre otros), la edad que tenga el mismo y el tipo de corte de la carne y también su medio de cocción.

Fuente: animalgourmet.com

 

Malbec, Cabernet Sauvignon y Syrah: qué vino conviene para cada corte de carne

Como para tener una noción básica, una fórmula que suele dar buenos resultados es la que indica que, cuanto más simple sea un corte de carne, más suave y moderado debe ser el vino tinto con el que se lo acompaña.

Esto resulta fundamental para cuando la carne se hace de forma asada, método de cocción en el que, por lo general, solo se condimenta con sal y el corte vacuno conserva sus propiedades de sabor.

Para la carne al horno, por ejemplo, no solo se concentra su sabor, sino que también se suman los de otros condimentos y alimentos. En cuanto al vino, lo ideal es complementar con uno de cuerpo y de sabor intenso, concentrado, como puede ser un Merlot o un Syrah.

Con la carne a la plancha, por su parte, los que más se destacan son los vinos “jóvenes”, livianos, de cuerpo intermedio, como por ejemplo un Malbec o un Cabernet Sauvignon moderado.

En cuanto al tipo de corte, un filete se relaciona muy bien con cepas como el Pinot Noir, mientras que algo más ancho, como puede ser un bife o un pedazo de vacío, vinos como el Cabernet y el Syrah dan excelentes resultados.

Por lo demás, también es cuestión de ir probando distintas opciones, ya sean de cepas o de cortes, y prestar atención a cómo los sentidos, en especial el gusto y el olfato, responden a las mismas.

Teniendo en cuenta todo lo mencionado, ¿cuál crees que es la mejor combinación que se puede hacer en materia de carnes rojas y vino tinto?

Para dudas, sugerencias de nuevos temas de cocina y comentarios, te invitamos a escribirnos a contacto@mdzol.com y responderemos a la brevedad.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?