Sorprendente

Mejora la postura corporal con estos sencillos ejercicios en pocos minutos

Exploramos una serie de ejercicios fáciles y rápidos que mejorarán tu postura y contribuirán a la salud de tu columna y articulaciones.

MDZ Estar Mejor
MDZ Estar Mejor martes, 7 de mayo de 2024 · 11:07 hs
Mejora la postura corporal con estos sencillos ejercicios en pocos minutos
Con estos ejercicios podrás mejorar la postura que es importante para la salud de la columna y articulaciones Foto: Archivo

Mantener una buena postura es crucial para la salud de la columna vertebral y las articulaciones. Por eso, proponemos una rutina de ejercicios que puedes realizar fácilmente y que, al incorporarse de manera regular junto con ejercicios de fuerza, ofrecen resultados significativos en la mejora postural.

El primer ejercicio de la serie es muy sencillo: solo debes apoyarte con la espalda contra la pared. Realiza dos series de 15 repeticiones donde, con los brazos pegados a la pared, debes abrirlos al estilo mariposa y luego elevarlos simultáneamente hasta estirarlos completamente hacia arriba.

Mira el video

Para el segundo ejercicio, continúa apoyado en la misma posición contra la pared. Deberás realizar movimientos de brazos al estilo mariposa, pero esta vez alternando la posición de cada brazo: mientras uno se eleva, el otro debe descender, en un movimiento coordinado y fluido. Esta rutina además de ser sencilla, se puede realizar en cualquier parte de la casa.

El tercer ejercicio también utiliza la pared como soporte. De frente a la pared y con los brazos extendidos hacia arriba, el movimiento consiste en llevar los brazos hacia atrás una vez alcanzada la extensión máxima arriba. Este ejercicio no solo ayuda a mejorar la postura, sino que también fortalece los músculos del tren superior, esencial para una estructura corporal equilibrada.

Con estos tres ejercicios se mora la postura considerablemente. Shutterstock.

Además de estos ejercicios específicos, es importante integrar en la rutina diaria pequeñas prácticas que fomenten una postura adecuada. Por ejemplo, ajustar la altura y posición de la silla de trabajo o mantener el teléfono móvil a nivel de los ojos puede prevenir la inclinación constante del cuello y la espalda. Estas modificaciones simples en el entorno de trabajo y en los hábitos cotidianos pueden tener un impacto positivo y duradero en la postura, complementando los beneficios obtenidos a través de los ejercicios descritos.

Archivado en