Opinión

Las empresas argentinas proyectan incrementos salariales de 198% en 2024

Las empresas prevén incrementos salariales para 2024 de un total acumulado de 198%. Este valor muestra una brecha inferior a las expectativas de inflación anual que rondan el 210%.

Marcelo Jalil miércoles, 10 de abril de 2024 · 07:09 hs
Las empresas argentinas proyectan incrementos salariales de 198% en 2024
Las empresas prevén incrementos salariales para 2024 de un total acumulado de 198%.  Foto: Shutterstock

Según la última edición de la encuesta TISA de Mercer, las empresas prevén incrementos salariales para 2024 de un total acumulado de 198%. Esta proyección representa una brecha menor a las expectativas de inflación anual reportadas por las mismas compañías, que rondan el 210%.

En la tercera encuesta de incrementos del año, para el personal fuera de convenio, participaron cerca de 500 compañías de distintos segmentos del mercado argentino. El panorama macroeconómico actual y el contexto de relativa incertidumbre continúa
representando un reto para las compañías a la hora de ofrecer proyecciones para el año. 

Según el relevamiento, las empresas con casa matriz en Argentina han reaccionado de manera más ágil al contexto, garantizando para el mercado general una cantidad de incrementos superiores a las compañías subsidiarias de multinacionales. Por otro lado, el porcentaje a otorgar ha subido para las multinacionales y solo presenta una brecha de 2% respecto de las casas matrices nacionales.

Aumentos en carpeta

¿Cuál es el criterio para definir los aumentos para el personal fuera de convenio? El 51% respondió que utilizaba una combinación de varios factores mientras que un 20% lo hace a través del mercado. No obstante, hay un grupo de alrededor del 15% que aplica directamente la inflación a la hora de definir estos incrementos. La proyección de incrementos del primer trimestre de 2024 (Q1) no presenta grandes variaciones versus el relevamiento de febrero (TISA#2), ubicándose en torno al 52% (mediana). Los trimestres posteriores se mantienen estables, sin grandes cambios.

La mediana de dichos incrementos proyectados para 2024 se sitúa en 198%, valor muy cercano a la edición anterior relevada en febrero. Esto es una buena noticia ya que hace mucho tiempo no veíamos estabilidad entre las estimaciones del mercado entre una edición y la otra. Sigue llamando la atención la dispersión de los aumentos a otorgar por el mercado en este año. Más allá de que la mediana se sitúe en 198%, es interesante remarcar que el 25 y 75 percentil son 170% y 226% respectivamente, es decir, la muestra refleja una amplitud muy alta entre los valores que se explica, principalmente por las diferentes realidades que están atravesando las empresas.

Sectores y algo más

En relación con esto, los rubros que siguen liderando el ranking son:

  • Logística (241%).
  • Servicios financieros (239%).
  • Minería (216%).

Algunas compañías del rubro energético (215%) e ingeniería y construcción (214%).

La cantidad de incrementos sigue siendo un tema muy relevante para los trabajadores de las compañías, al mismo nivel que el porcentaje otorgado. Con una frecuencia alta de instancias de aumentos, la empresa se asegura que el empleado no perciba la pérdida de poder adquisitivo y por consecuencia, no afecte su compromiso ni rendimiento respecto a sus responsabilidades.

Actualmente la prevalencia es de 6 incrementos (34%), es decir, uno cada dos meses, y, en segundo lugar, 8 o más (22%). Vale la pena remarcar también, que solo el 18% del mercado analizado ofrece a sus colegas 4 o menos instancias de ajuste salarial.

Los equipos de recursos humanos están gestionando el corto, sin perder el foco en el largo plazo. La disyuntiva principal radica en las estimaciones de inflación y actividad económica del 2024, lo que invita a preguntarse:

  • ¿Podrán los negocios acompañar estos valores de inflación e incrementos salariales si sigue cayendo su facturación?.
  • Si la inflación disminuye como está planificado, ¿tiene sentido mantener esta frecuencia de ajustes?.

Además del tema estrictamente salarial, gran parte de las empresas están revisando su política y oferta relacionada con salud. Los incrementos de precios planteados por las empresas prepagas y otras dinámicas generadas por los cambios propuestos por el gobierno hicieron de los beneficios relacionados a la salud un costo significativo para el presupuesto y, además, no previsto a fines del año pasado. Este contexto obliga a las compañías a profundizar en el análisis de costos, planes y alcance de este beneficio, y a utilizar eficientemente sus recursos para seguir ofreciéndole a sus empleados el beneficio, por lejos, más valorado.

Las industrias que prevén otorgar incrementos por encima del mercado general son:

  • Logística.

  • Servicios financieros.
  • Minería.
  • Energía.
  • Ingeniería y construcción.
  • High Tech (Servicios y Soluciones de asesoría de TI).
  • Dispositivos y equipos médicos.
  • Retail.
  • Química.
  • Consumo masivo.
  • Biotecnología.
  • Farmacéutica.
  • Packaging.

Por el otro lado, High Tech (servicios de telecomunicaciones y productos Hardware y Software), Automotriz, Fintech y Medios y Entretenimiento son las industrias que menor aumento pronostican dar.

Los datos surgen de la encuesta TISA realizada desde el 11 al 18 de marzo 2024. En el relevamiento participaron 506 compañías con operaciones en el mercado argentino. La encuesta TISA contempla 12 ediciones anuales con el objetivo de relevar las 
proyecciones salariales de las empresas en el país.

Marcelo Jalil.

Marcelo Jalil, gerente de Career y Rewards en Mercer Argentina, Uruguay y Paraguay.

 

Archivado en