Crisis económica

Estacioneros en pie de guerra: desde cuándo no habrá venta de combustibles por la noche

La devaluación implementada por el Gobierno y el congelamiento de precios de los combustibles recrudeció la situación económica de estacioneros. Reclaman una pronta respuesta del Gobierno.

MDZ Dinero
MDZ Dinero martes, 22 de agosto de 2023 · 12:00 hs
Estacioneros en pie de guerra: desde cuándo no habrá venta de combustibles por la noche
Estaciones de servicio en crisis por la caída de su rentabilidad, toman medidas de fuerza. Foto: ALF PONCE MERCADO / MDZ

La crisis económica pone en jaque a los estacioneros, que ven profundizado su problema de rentabilidad, e incluso hay a quienes los deja al borde del cierre. En este contexto, la Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines de la República Argentina (CECHA) lanzó un duro comunicado en donde exponen su situación y anuncian "medidas de fuerza que se aplicarán a la brevedad y en forma escalonada".

Las petroleras aumentaron la semana pasada un 12,5% promedio el precio de sus naftas y diesel, como consecuencia de la devaluación de 21,6% del tipo de cambio que quedó en 350 pesos por dólar. Lo que fue el segundo aumento de los combustibles en el mes, ya que el 1 de agosto, las diferentes marcas subieron 4,5% en línea con lo establecido por "Precios Cuidados" antes de que finalice el programa de gobierno. Así, los combustibles líquidos acumularon un ajuste de 17,56% en agosto.

Tras la decisión del Gobierno de congelar nuevamente el precio de los combustibles, las cámaras y federaciones de todo el país nucleadas en CECHA manifestamos nuestro rechazo a las medidas adoptadas por el Gobierno Nacional por considerar que tornan inviables nuestro negocio y lo condena a la ruina.

Estaciones de servicio en crisis por la caída de su rentabilidad, toman medidas de fuerza.

"En este difícil contexto, hemos decidido el cierre nocturno de todas las estaciones de servicio del país; el comienzo de las solicitudes para aplicar el procedimiento preventivo para establecimientos en crisis, previsto por la ley 24.013, y la paralización de los procesos de revisiones paritarias en curso. Todo ello sin perjuicio de otras acciones que se definirán conforme a la escalada de esta crisis", informan estacioneros en su comunicado.

Y en esta línea, alertaron que "la falta de toma de decisiones provocará, lamentablemente, el cierre de estaciones que tengan ventas por debajo del punto de equilibrio y que hoy alcanza a la mitad del sector.  Al mismo tiempo, serán responsables de la parálisis de nuestros procesos de revisión paritaria en curso".   

El reclamo de los estacioneros

"El aumento aplicado a los combustibles fue menor que el porcentaje aplicado a la devaluación, por lo que el efecto resulta negativo para quienes apostamos por el sector.  Resulta muy difícil para nuestras pymes, que involucran más de 5000 estaciones de servicio y garantizan 65.000 puestos de trabajo, cargar con parte de esta nueva devaluación cuando ya venimos soportando la pérdida de la rentabilidad desde antes de la pandemia", indican desde CECHA.

Y añaden en el comunicado: "No cuestionamos que el Gobierno pueda adoptar las medidas de emergencia que crea necesarias para la economía del país, y en resguardo del bolsillo de los consumidores, pero las mismas deben ir acompañadas de medidas complementarias y urgentes, que mitiguen el efecto devastador que se está provocando a las estaciones de servicio".

"Asimismo, exhortamos a las empresas petroleras a modificar en forma estructural nuestras comisiones por venta, actualmente en el orden del 10% promedio a nivel país, ya que resultan claramente insuficientes en esta crisis que atravesamos. En el caso particular de YPF la ayuda brindada a las estaciones de su bandera, que valoramos, está muy distante de compensar la dura realidad que atravesamos. Somos conscientes que esta devaluación asimétrica plantea desafíos enormes, pero no pueden las pymes del sector ser quiénes soporten el peso de la política energética que se define en una mesa en la cual no participamos", reclaman estacioneros.

Estaciones de servicio en crisis por la caída de su rentabilidad, toman medidas de fuerza.

Estaciones sin bandera en crisis

Alejandro Di Palma, empresario del sector de las expendedoras sin bandera, habló con surtidores.com.ar y alertó que "el aumento del 25% del canal mayorista decidido por las petroleras tras la devaluación del lunes pasado, con el cual se nutren las Estaciones Blancas". Y detalló que eso les “generó, por un lado, el desabastecimiento de combustibles, y por el otro, la oferta de un precio minorista ridículo y descabellado de hasta 50 pesos el litro de nafta súper por encima de las bocas de expendio de YPF”.

A este explosivo combo, Di Palma agregó "que a partir de la llegada de Sergio Massa al Ministerio de Economía y ante la necesidad de recaudar, la AFIP comenzó a trabar embargos sobre fondos y valores de cualquier naturaleza, depositados en entidades financieras o sobre cuentas a cobrar, así como la intervención judicial de caja, de numerosos colegas blancos que subsistían gracias a la suspensión de las acciones tributarias, en un contexto de precios no competitivos que los habían dejado fuera de mercado".

Este panorama pone a muchas estaciones sin bandera al borde del cierre.

Archivado en