Resurge el interés en reactivar un ramal ferroviario en Mendoza

Resurge el interés en reactivar un ramal ferroviario en Mendoza

Empresarios y ferroviarios argentinos se reunieron en General Alvear con inversores chinos para la reactivación del ramal ferroviario Realicó - Colonia Alvear, también conocido como 'Ferrocarril Unión Pacífico',con ek objetivo de conseguir los casi 1.000 millones de dólares que requiere la obra.

Redacción MDZ

Redacción MDZ

Inversores de la República Popular China se reunieron en General Alvear con empresarios y representantes de instituciones ferroviarias argentinas para analizar el proyecto que pretende reactivar el ramal ferroviario Realicó - Colonia Alvear, también conocido como 'Ferrocarril Unión Pacífico' y que conecta el centro de la provincia de Buenos Aires con el sur de Mendoza, pasando por La Pampa y San Luis.

El encuentro se llevó a cabo hace tres días entre la empresa China Railway Construction Corporation (CRCC), representada por el ingeniero Lijun Chao, con el Consorcio Ferroviario Unión – Pacífico, la UTE conformada por las empresas Energía Patagónica y HEPDI, el Instituto Argentino de Ferrocarriles a través de su presidente Pablo Martorelli, y la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), en el cual se empezó a plantear el trabajo a futuro para la recuperación del ferrocarril en el sur mendocino.

Posteriormente, la comitiva recibió a una delegación china de 21 personas procedente de Realicó que recorrió la traza de la vía a modo de auditoría al primer trabajo realizado.

El consorcio Unión Pacífico se formó hace quince años con el objetivo de recuperar la traza ferroviaria entre Realicó y General Alvear, clausurada desde 1977, que permitirá la reconexión por ferrocarril del oasis sur de Mendoza con los centros productivos del centro bonaerense y, a través de éstos, la vinculación con los puertos de Buenos Aires, Necochea y Bahía Blanca. Uno de los objetivos es conseguir una reunión con el presidente Alberto Fernández para tratar de lograr financiamiento y comenzar lo más pronto posible con una obra que llevará unos cuatro años.

Mediante este proyecto no solo se espera reactivar el transporte de carga, algo fundamental para la economía de la región y la rentabilidad del servicio ferroviario, sino también el transporte de pasajeros como un aspecto social, cultural y turístico, publicó Diario San Rafael.

Según manifestaron los interesados, la intención es que los inversores extranjeros aporten más de 980 millones de dólares (en un crédito a 15 años) para levantar vías, consolidar el terraplén y construir nuevos trazados para que puedan circular trenes de pasajeros y carga a una velocidad acorde.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?