Una familia necesitó más de $33 mil para no ser pobre en Mendoza

Una familia necesitó más de $33 mil para no ser pobre en Mendoza

Según la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas de Mendoza, una familia necesitó $33.263, mientras que respecto de la indigencia, el monto se ubicó en los $11.020.

MDZ Dinero

MDZ Dinero

Este miércoles se conocieron los montos que necesitaron las familias mendocinas y argentinas para no caer bajo la línea de pobreza o indigencia durante el mes de diciembre de 2019. En cuanto a la pobreza, según la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas de Mendoza (DEIE), una familia necesitó $33.263, mientras que respecto de la indigencia, el monto se ubicó en los $11.020.

Respecto de la Canasta Básica Total, que toma en cuenta un matrimonio con dos hijos, el ingreso representó $1.196 más que en noviembre del año pasado y $11.020 más que en diciembre de 2018. El incremento en la Canasta Básica Alimentaria (CBA), para no caer en la indigencia, aumentó $387 respecto del período anterior.

Los datos a nivel nacional

El costo de los productos que integran la Canasta Básica Alimentaria (CBA) subieron 52,8% promedio a lo largo de 2019, lo que determinó que una familia conformada por dos adultos y dos hijos menores necesitara al cierre del año percibir ingresos por $15.584,14 para no caer en la indigencia, informó el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

En tanto, el costo de la CBT subió también el 52,8% durante al año pasado, con lo cual una familia necesitó alcanzar ingresos por $38.960,33 para no caer debajo de la línea de la pobreza.

Según el informe de la dependencia oficial, la Canasta Alimentaria, que mide la evolución de los precios de productos alimenticios necesarios para la subsistencia, y que marca el umbral por debajo del cual se cae en la línea de indigencia, registró en diciembre una suba del 3,2%.

En tanto la Canasta Total, que mide la necesidad de alimentos y bebidas, indumentaria y el pago de servicios, subió en el último mes del año 3,6% respecto a noviembre, a pesar de estar congeladas las tarifas de los servicios públicos y el transporte.

La última medición del Indec, dada a conocer en octubre sobre datos del primer semestre del año, registró que el 35,4% de los habitantes estaban por debajo de la línea de la pobreza, y, dentro de ellos, el 7,7% eran indigentes.

Estos niveles registrados en el primer semestre del año estuvieron incluso por sobre los del segundo semestre del 2018, cuando el nivel de pobreza fue del 32% y el de indigencia se ubicó en 6,7%.

Con una población estimada en 45 millones de habitantes, la pobreza estaría afectando a 15,9 millones de habitantes, entre los cuales se encuentran 3,4 millones de personas estarían en la indigencia.

La próxima difusión del índice de la Pobreza por parte del Indec está prevista para el 31 de marzo y contendrá los datos del segundo semestre del año pasado.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?