La decisión de Vélez tras el caso de supuesto abuso sexual

La decisión de Vélez tras el caso de supuesto abuso sexual

Los futbolistas Almada y Brizuela fueron imputados en la causa que involucró a algunos jugadores en diciembre. El club activó el protocolo: los separarán del plantel y se pusieron "a disposición de la víctima y la justicia".

MDZ Deportes

MDZ Deportes

Vélez decidió apartar temporalmente del plantel profesional a Thiago Almada y Miguel Brizuela, luego de que fueron formalmente importados por abuso sexual en una causa que surgió en diciembre de 2020, tras una fiesta en la casa de Juan Martín Lucero con algunos jugadores del Fortín.

El club, pionero en cuanto a protocolo por violencia de género, tomó la decisión luego de que la Unidad Funcional de Instrucción, especializada en Violencia de Género del Departamento Judicial de San Isidro, notificó a los futbolistas.

A su vez, la institución de Liniers comunicó que los jugadores "contarán con el acompañamiento del Departamento de Psicología" y que la dirigencia "se pone a disposición de la victima y la justicia".

Los detalles de la causa por abuso sexual que involucra a los jugadores de Vélez

La causa, que tiene como principal imputado al extécnico del ascenso Juan José Acuña -al día de hoy, todavía prófugo- data de finales del año pasado y no tenía a ningún jugador imputado formalmente. De hecho, se los había desligado a todos de la acusación, aunque no fueron totalmente apartados de la causa.

Al avanzar la investigación, luego de la feria judicial, la víctima se presentó nuevamente a declarar el viernes pasado y, según el periodista Gustavo Grabia realizó una exposición de varias horas respecto de lo que sucedió en aquella fiesta en la que señaló directamente tanto a Thiago Almada como a Brizuela, motivo que derivó en la imputación formal de ambos futbolistas. En concreto, la víctima explicó que accedió a tener relaciones sexuales consentidas con el futbolista Thiago Almada y luego ingresó a la habitación Brizuela, pese a que ella no quería.

Lucero, Almada, Brizuela y Ricardo Centurión -otro asistente a la fiesta- se pusieron a disposición de la Justicia a fines del año pasado y declararon en la causa. Luego de eso, Acuña había quedado como único imputado. Ahora, con la imputación de Brizuela la situación de los jugadores parece complicarse nuevamente, siendo que existe la posibilidad de que se realicen más imputaciones en los próximos días.

En cuanto a la situación de Brizuela en concreto, la Fiscal Dra. Laura Zyseskind a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción Especializada en Violencia de Genero del Depto. Judicial de San Isidro lo invitó a presentarse a declarar sin ser citado formalmente a una indagatoria, algo a lo que el futbolista accedería para reafirmar su postura negativa respecto de que el hecho no haya sido consentido.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?