Crimen de Burela: Encontraron magia negra contra la fiscal Ríos en la celda de la "bruja" Castro

Crimen de Burela: Encontraron magia negra contra la fiscal Ríos en la celda de la "bruja" Castro

Esta tarde se realizó la audiencia por la causa que investiga el crimen de León Burela, en la que están imputadas su esposa Elisabeth Ventura y Mónica Castro. La fiscal Claudia Ríos dio a conocer que se encontraron "gualichos" en la celda de Castro que apuntaban contra ella y el juez Fernando Martínez. Además reveló que los hijos de Ventura y Burela declararon que la presunta 'bruja' manipulaba a su madre y le sacaba plata. La audiencia pasó a un cuarto intermedio hasta el próximo viernes.

Este martes se realizó la audiencia de prisión preventiva en la causa que investiga el crimen del médico León Burela, cometido el 14 de abril de este años en una vivienda de Las Heras y en la que están imputadas su esposa Elizabet Ventura y Mónica Castro, conocida como la "bruja", como autora intelectual y partícipe necesaria, respectivamente.

En la audiencia, presidida por el juez Fernando Martínez, la fiscal de Homicidios Claudia Ríos solicitó que se mantenga la prisión preventiva para Ventura y Castro y que se aplique un embargo de 1 millón de pesos a cada una.

En su exposición, Ríos sorprendió al presentar unos "gualichos" escritos en pequeños papelitos por la "bruja" Castro que se encontraron anoche en su celda del penal Agua de las Avispas. Los mismos estaban dirigidos a la fiscal, al juez Martínez, a los abogados defensores e incluso a ella misma y su amiga, aunque los dos primeros tenían los nombres tachados.

Acerca de las "brujerías", Ríos consideró que si bien la práctica esotérica no tiene relevancia en sí, junto con otros "ritos" hallados en los allanamientos a su vivienda demuestran que es voluntad manifiesta de Castro en entorpecer la causa.

Respecto a la prisión preventiva para Castro y Venturala fiscal argumentó que aún faltan procesar pruebas de los celulares las imputadas, incluyendo un mensaje que la esposa de la víctima le mandó a su amiga y confidente 15 minutos antes del crimen.

Sobre Ventura, la fiscal la incriminó en una escucha telefónica que tuvo con Castro en septiembre pasado, donde la 'bruja' le recriminaba a la mujer por comentarle a su empleada sobre un rito esotérico y le espetó en un par de ocasiones: "Falta que le cuentes que mandaste a matar a tu marido", ante lo que Ventura le responde: "Eso no se lo diría" y que tenía "miedo".

A su vez, la representante del ministerio Público Fiscal cuestionó la declaración de la imputada, quien sostuvo que sufría innumerables episodios a manos de Burela: "Lo que dijo no tiene relación procesal y no concuerda con la inocencia que ella clama".

Juicio caso medico Leon Burela

Por otra parte, aseguró que la esposa dejó las tres puertas de la vivienda sin llave para que entrara el asesino y se fue a correr, tratando de convencer posteriormente a sus vecinos y conocidos que había ido al gimnasio.

Posteriormente habló uno de los abogados defensores de Ventura, Cristian Vaira Leyton, quien en principio rechazó el pedido de embargo y pidió no valorar la prueba hallada en la cárcel.

Además, criticó a Ríos por no acreditar que Ventura haya facilitado la apertura de las puertas y sostuvo que "los hijos y un vecino declararon que era la víctima la que tenía el control de las puertas".

En ese sentido, para la defensa lo que ocurrió fue que un anónimo entró a la casa, mató a Burela y se llevó dos armas, un celular (el de la esposa), anillos, joyas y plata.

El argumento se basó en que ya habían tenido dos asaltos en 2014 y 2015, siendo que en el último un delincuente le disparó a Burela y éste le respondió a los tiros con un arma de fuego. Al mismo tiempo, añadió que los vecinos habían declarado que el Kolton era un "barrio tranquilo" y les sorprendía la seguidilla de robos contra la vivienda de la familia.

Vaira Leyton descartó también cualquier posibilidad de un "pacto" entre Ventura, Castro y el autor material del crimen, y remarcó que Ríos "no presentó ninguna prueba" que sostuviera esa teoría. "Es evidente la incongruencia del acusador", enfatizó.

Respecto a la escucha telefónica presentada por la fiscal, el abogado defensor la desestimó como una confesión de Castro y Ventura y, en cambio, señaló que se trató de un "golpe bajo" de la bruja a su amiga en medio de una discusión por contar intimidades. Además pidió la nulidad de prueba porque fue realizada posterior al plazo legal máximo de 120 días dispuesto por el Código Procesal Penal de la provincia.

Así mismo, aportó otra escucha fechada el 19 de abril, cuatro días después del asesinato, donde ambas charlaron sobre las notas periodísticas que ya hablaban de un 'homicidio por encargo' y expresaban su sorpresa por dicha hiopótesis. "Me duele que hablen estupideces", decía Ventura, a lo que Castro le sugería: "Tenés que estar tranquila, segura y confiada. No te colgués a lo que hablen los demás".

Debido a que la audiencia se había extendido mucho más de lo estipulado, la defensa de Castro a cargo de Susana Soletti pidió un cuarto intermedio para que pueda explayarse en los alegatos. Ríos se sumó al pedido con el objetivo de hacer sus réplicas "punto por punto".

Martínez accedió y estipuló que la continuidad de la audiencia sea el viernes, aún sin horario confirmado.

¿Querés recibir notificaciones de alertas?