El policía Luis Chocobar fue condenado a 2 años de prisión en suspenso

El policía Luis Chocobar fue condenado a 2 años de prisión en suspenso

El policía acusado por la muerte de un ladrón en 2017 enfrentó un intenso proceso judicial que terminó hoy con la decisión de los jueces. Afuera de Tribunales hubo festejos y lamentos. El efectivo volverá a su casa y en la práctica quedará libre.

Facundo García

Facundo García

Luis Chocobar acaba de ser condenado a dos años de prisión en suspenso y cinco años de inhabilitación, luego de un proceso judicial que encendió una fortísima polémica en la Argentina. Por lo tanto, el policía que en 2017 disparó y mató a un ladrón que estaba huyendo quedará, en la práctica, libre

Tras conocerse el fallo, las redes se llenaron de repercusiones a favor y en contra. Fuera de los Tribunales hubo festejos y reclamos, además de tensión. Para la Justicia, el efectivo se excedió en sus funciones al gatillar contra el fugitivo al que perseguía.

De aquí en más, habrá que ver si alguna de las partes apela, ya que la querella había pedido una pena mucho más dura, en tanto que la defensa había solicitado la absolución.

Lo que pasó

El hecho ocurrió el 8 de diciembre de 2017, cuando el fotógrafo estadounidense Frank Joseph Wolek caminaba por el barrio porteño de La Boca y poco antes de llegar a la calle Caminito fue interceptado por dos asaltantes que le robaron su cámara.

Durante el robo, uno de los ladrones lo apuñaló una decena de veces en el pecho y lo dejó gravemente herido, tras lo cual ambos delincuentes salieron corriendo. Uno de los atacantes logró huir, pero Juan Pablo Kukoc fue capturado a dos cuadras por unos transeúntes.

Chocobar, efectivo de la Policía Bonaerense, se identificó y le dijo que se tirara al suelo. El joven quiso huir y el agente efectuó un disparo que impactó en el delincuente. Kukoc murió y su cómplice fue detenido.

La querella había pedido cadena perpetua para el policía, la fiscalía 3 años y la defensa la absolución

Aguas divididas

El caso puso en carne viva las diferencias ideológicas que hay entre distintos sectores de la opinión pública argentina. Por un lado, algunos plantearon que Chocobar disparó cuando ni su vida ni la de otros corrían peligro, por la espalda y sin dar aviso. 

Se criticó, asimismo, que el imputado disparara agarrando el arma con una sola mano, cuando los protocolos tienden a recomendar que se gatille sosteniendo con las dos. "Fue una ejecución", consideraron otros.

En la vereda de enfrente destacaron que, de condenarse al policía, se "ataría de manos" al resto de los efectivos de las Fuerzas de Seguridad, que dudarían antes de gatillar en una situación límite. 

Hasta la presidenta del PRO, Patricia Bullrich, siguió el caso de cerca y se expresó en los medios:

Y entre el maremágnum de mensajes, el abogado defensor de Chocobar, Fernando Soto, difundió videos donde muestra cómo se desarrollaron los hechos desde su punto de vista. 

 

  • ¿Aportes? ¿Otra perspectiva? Puede escribir a fgarcia@mdzol.com
Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?