Ejecutan a una joven tras participar de un ritual umbanda

Ejecutan a una joven tras participar de un ritual umbanda

Ocurrió en la localidad bonaerense de Lomas de Zamora. Según la reconstrucción de los hechos, la mujer, de 28 años, habría sido asesinada por un conocido luego de una ceremonia religiosa.

MDZ Policiales

MDZ Policiales

Un tiro en la cabeza terminó con la vida de Pamela Ayala, una joven de 28 años. El brutal crimen se produjo en la vivienda de su madre, en la localidad bonaerense de Villa Centenario, partido de Lomas de Zamora.

Para los pesquisas, habría sido víctima de un femicidio, aunque el asesino le habría robado un bolso y un teléfono celular. Todo indica que la joven conocía al autor del disparo fatal. 

Horas antes de la muerte, la mujer había tenido relaciones sexuales con su ex marido y habría participado de una ceremonia del rito umbanda, según informó cronica.com.ar.

Voceros judiciales revelaron que, en base a testimonios y a las imágenes captadas por cámaras de seguridad, el agresor se desplazaba en un Peugeot 505 y que la semana pasada habría concurrido varias veces a buscar a Pamela..

Según lo expresados lo relevado hasta el momento, hasta las 21 del 24 de octubre la mujer estuvo junto a su ex marido, de 44 años, con quien tuvo relaciones íntimas y a quien le dijo que le cuidara a su hijo, de 2, porque ella tenía que salir en compañía de una de sus primas. Además le pidió que a las 3 del domingo la pasara a buscar en un remis.

Posteriormente, la mujer se reunió con su pareja actual, quien contó que estuvo con la víctima una hora y que la joven le confesó que iba a participar de una ceremonia umbandista.

El mismo hombre relató que Pamela le envió, a la 1 del domingo, una mensaje por WhatsApp donde le contaba que una persona la había alcanzado hasta el cruce de Andrés Bello y Martín Rodríguez.

A la 1.06, la muchacha le envío otro mensaje, por esa misma vía, para decirle que ya había llegado a la casa de su madre. 

De acuerdo con la reconstrucción de los pasos de Ayala, a la 1.15 del domingo el homicida la sujetó del cuello y trató de estrangularla, para después dispararle en el cráneo a muy corta distancia. La joven no murió inmediatamtne, sino cuando era asistida por los médicos del Hospital Alende, en Ingeniero Budge. 

La causa, caratulada como “homicidio”, quedó a cargo del doctor Nicolás Espejo, fiscal en turno de la Unidad Funcional N° 7 de los tribunales de Lomas de Zamora.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?