Cinco internados

Incidentes por la Ley Bases: qué es el gas pimienta y qué efectos causa en quienes lo inhalan

Los legisladores que quedaron en medio de los incidentes fuera del Congreso de la Nación debieron ser internados por los efectos que le causó la inhalación del gas pimienta.

MDZ Sociedad
MDZ Sociedad miércoles, 12 de junio de 2024 · 17:36 hs
Incidentes por la Ley Bases: qué es el gas pimienta y qué efectos causa en quienes lo inhalan
Los manifestantes se cubren la boca y la nariz para evitar los efectos del gas. Foto: EFE

Cinco diputados kirchneristas que quedaron en medio de los incidentes de este miércoles entre manifestantes de izquierda y movimientos sociales, y efectivos de fuerzas federales frente al Congreso, en momentos en que se trataba en el Senado el proyecto de la Ley Bases, debieron ser asistidos por servicios de emergencia por el malestar que los provocó la inhalación de de gases lacrimógenos.

Se trata de los legisladores de Unión por la Patria Carlos Castagnetto, Leopoldo Moreau, Luis Basterra, Juan Manuel Pedrini y Eduardo Valdés que fueron hospitalizados tras los incidentes.

El gas pimienta no es una sustancia novedosa que las fuerzas de seguridad argentinas y del mundo utilizan como herramienta de dispersión. 

Aunque el gas pimienta es tóxico e irritante, su uso no se encuentra prohibido en ninguna convención internacional para seguridad interna. Los efectos son de corta duración y tienen por objetivo la dispersión de masas y reducción de personas que estén cometiendo un ilícito.

¿Cuáles son los efectos del gas pimienta?

El gas pimienta es un compuesto químico utilizado ampliamente en los organismos de seguridad de todo el mundo, y tiene por componente principal la capsaicina, que se encuentra en los ajíes picantes o chiles, siendo el agente que los vuelve picantes.

El gas pimienta se utiliza comúnmente para que manifestantes depongan su actitud. Foto: Juan Mateo Aberastain/MDZ.

Del mismo modo, esa corrosión, se genera al concentrarlo y aplicarlo mediante el aerosol que usan las fuerzas de seguridad, aunque también es de fácil acceso al público para protección personal. Los efectos de este compuesto son la irritación de los ojos, obligando al objetivo a cerrarlos por un tiempo que oscila, en promedio, en los 30 o 45 minutos; también puede generar efectos similares al gas lacrimógeno.

Desde las organizaciones que mantienen su postura crítica ante el Gobierno, denunciaron en varias oportunidades que el gas utilizado por las fuerzas de seguridad tendría una alta concentración, lo que habría generado irritaciones en la piel y las mucosas de los manifestantes alcanzados por el spray. 

Archivado en