Aniversario

Ayúdeme, doctor Freud

“La ciencia moderna aún no ha producido un medicamento tranquilizador tan eficaz como lo son unas pocas palabras bondadosas”. (Sigmund Freud, 1915)

Jazmín Cabrera sábado, 23 de septiembre de 2023 · 13:43 hs
Ayúdeme, doctor Freud
Si alguien pregunta quién ha sido Sigmund Freud sin dudas podríamos decir que fue, entre otras cosas, un visionario. Foto: Blogspot.

Si alguien pregunta quién ha sido Sigmund Freud sin dudas podríamos decir que fue, entre otras cosas, un visionario. Y si bien esa palabra tiene diversas connotaciones lo que importa mencionar aquí es que este hombre, gracias a su estudio y a tener determinación sobre sus ideas, desarrolló una teoría novedosa para su época y así nació lo que hoy conocemos como el psicoanálisis. Freud nació el 6 de mayo de 1856 y fue un médico neurólogo austríaco muy reconocido y un pensador influyente del siglo XX. A mi parecer un curioso insaciable y una persona determinada a compartir su conocimiento, sin inconvenientes de
mostrar los errores que él mismo iba encontrando en el camino.

Se animó a pensar la mente humana de un modo no explorado hasta el momento. En palabras sencillas, planteó que hay distintas capas o niveles de pensamiento, siendo la más profunda el inconsciente y que existe una forma de llegar a ella: mediante asociación libre. Este método implicaba que los pacientes dijeran todo lo que se les viniera a la mente, incluso si consideraban que eran cuestiones sin importancia. Él por su parte, escuchaba el relato con atención y lograba establecer conexiones que brindaban luz sobre los pensamientos más íntimos de esas personas.

El método psicoanalítico está más vigente que nunca.

¿Y cuál era la finalidad de todo esto?

Aliviar el sufrimiento psíquico. Sigmund plantea la hipótesis de que el inconsciente es dinámico por lo cual la mente se ocupa de mantener oculta determinada información debido a distintos motivos (eventos penosos por ejemplo) y que detrás de lo que nos sucede hay razones inconscientes que desconocemos y que operan creándonos síntomas que generan malestar. El lenguaje es el medio para hacer el pasaje entre lo inconsciente y la conciencia y obtener mayor conocimiento de uno mismo. Su teoría era revolucionaria y demostrarle al mundo lo que él pensaba no fue tarea fácil, recibió muchas críticas e incomprensión de su sociedad contemporánea.

En 1938 tuvo que huir de Viena y se dirigió a Inglaterra debido a la invasión alemana y a la persecución que él y su familia sufrieron por ser judíos. Le prendieron fuego gran parte de su obra por esa razón. Ante esto proclamó: “Estamos progresando. En la Edad Media me habrían quemado y ahora se conforman con quemar mis libros”. No obstante, su fuerza de empuje (o terquedad por qué no) y el deseo de avanzar con lo que había descubierto fue más fuerte y continuó compartiendo lo que él pensaba.

El lenguaje es el medio para hacer el pasaje entre lo inconsciente y la conciencia.

Hasta el día de hoy se sigue tomando su obra como referencia.

El método psicoanalítico está más vigente que nunca. Freud murió el 23 de septiembre de 1939 luego de estar enfermo durante 16 años de cáncer de mandíbula. Hasta sus últimos días siguió escribiendo sobre psicoanálisis. Siguiendo su teoría, particularmente en la práctica compruebo que entender por qué motivo nos sentimos de determinada manera (angustiados, tristes, ansiosos, etc.) nos permite conocernos mejor y elegir qué hacer al respecto. Resolver esa incógnita, provoca alivio.

Creo que hay que adaptar el psicoanálisis a los tiempos que corren y que dependerá del estilo de cada analista la manera en que lo transmita a sus pacientes. Si algo aprendí al estudiarlo es que la perseverancia, las ganas de ayudar y la convicción sobre nuestras propias ideas son determinantes para dejar alguna huella en este mundo.

¡Gracias, doc!

Jazmín Cabrera.

* Lic. Jazmín Cabrera, Psicóloga especializada en Psicoanálisis. M.N. 62668
IG: @licjazmincabrera

Archivado en