Más del 50% de aumento: cuánto cuesta comer en Carlos Paz

Más del 50% de aumento: cuánto cuesta comer en Carlos Paz

Propietarios de locales gastronómicos de Carlos Paz señalaron que el aumento que se dio del año pasado a este oscila entre 50 y 60%. La suba de precios se nota, especialmente, en los locales más cercanos a la costanera.

Mario Sar y Evangelina Bustamante

Cada temporada se repite el ritual: a medida que se acerca la fecha de llegada de los turistas los locales gastronómicos se preparan para recibir a quienes disfrutan de salir a comer afuera.

Si bien el año pasado las restricciones no eran tan estrictas y los bares y restaurantes pudieron trabajar en el verano, las expectativas son más altas esta temporada ya que se esperan cifras récord

En el área peatonal de la ciudad de Carlos Paz hay una gran variedad de restaurantes que ofrecen platos clásicos. Y son muy pocos los que tienen comida gourmet. Algunos tienen combos, otros cartas más elaboradas para almuerzo o cena, muchos tienen opciones de desayuno y merienda, y algunos ofrecen tablas de picadas en horas de la tardecita.

Un café en un bar puede costar entre $150 y $200 en promedio, mientras que un desayuno clásico arranca en $350. Algunas opciones más elaboradas, como el conocido "desayuno alemán" o uno mediterráneo pueden costar $600 por persona. Para la tarde, los licuados se imponen como favoritos. Su precio oscila entre 500 y 700 pesos. Aunque también es posible conseguir un smoothie por algo menos que eso. 

Platos clásicos en Villa Carlos Paz

Hay platos que, según cuentan los mozos, son "los más buscados", especialmente por los turistas ávidos de ofertas que recorren la peatonal. Se puede decir que "la estrella" de bares y restaurantes es la pizza. Hay sitios de pizza libre por $599 pesos y otros en los que una mozzarella llega a costar $1100 y una especial, con rúcula y jamón crudo, $2000.

Los sándwiches son otro clásico de Carlos Paz. Los más elegidos son lo que vienen "en combo". Por ejemplo, 2 lomos completos con papas y gaseosa de litro por $1.600 o 2 panchos por $1000. 

Los fanáticos de la carne pueden probar milanesa por menos de $800 o un matambre por $959. En ambos casos, el precio incluye la guarnición. El menú ejecutivo -al mediodía, con bebida y café o postre- arranca en $650. 

Al igual que los hoteleros, los gastronómicos esperan números récord para esta segunda quincena de enero

Un imperdible en la región de Punilla es la parrillada. Una para compartir entre dos, con variedad de cortes, cuesta $2349. Una tabla con salamines y quesos típicos de la región, arranca en $1689 (comen 2, pican 3 o 4, aclaran los vendedores). Pueden llegar a costar cerca de $3500 dependiendo la variedad de ingredientes y si incluyen o no la bebida. 

Los amantes de pescados y mariscos no encontrarán muchas opciones en el centro. Sí hay más variedad a medida que uno se acerca a la costanera. El podio lo ocupan los mejillones a la provenzal ($1290), el pejerrey a la romana ($730) y el surubí, un clásico de río ($1650). 

Opciones más económicas

La ciudad también ofrece opciones parra comer parado o al paso. Entre estas, se destaca un puesto céntrico que se dedica exclusivamente a la venta de conos de papas. El tamaño extra grande cuesta $500, la versión infantil $200. A eso hay que sumar los toppings que van de 150 a 200 pesos. 

En muchos lugares se puede elegir entre bebidas pequeñas o de "para compartir". Las de medio litro rondan los $200, mientras que las de 1,5 litros están en torno a los $500. Los vinos arrancan en $500 y dependiendo de la carta pueden subir mucho el valor. 

Sin embargo, si hay algo que se destaca en la provincia de Córdoba es la cerveza. Aparte de una gran variedad de industriales, en Carlos Paz muchos bares la sirven tirada. Puede ser una pinta, por $420, o un "misil" de dos litros y medio a $2.200. Otro infaltable en la provincia es el fernet con cola, que se vende por $800.

Si nos alejamos de la zona céntrica, más precisamente hacia el corredor gastronómico de la costanera del lago San Roque, los precios tienden a subir. No sólo por la ubicación privilegiada de los restaurantes sino también porque ofrecen cartas más variadas con opciones de platos gourmet. 

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?