Una nueva medida complica aún más el ingreso a Chile

Una nueva medida complica aún más el ingreso a Chile

Por un brote de covid-19 entre los trabajadores de aduana de Chile, el Gobierno de este país decidió restringir el ingreso a particulares y aplicar nuevas medidas al transporte de carga. Hay más de 1.000 camiones varados.

MDZ Sociedad

MDZ Sociedad

Los trabajadores de la Aduana de Chile hicieron un paro el sábado por un brote de covid-19 entre sus miembros, por ello las autoridades chilenas establecieron estrictas medidas en el paso Cristo Redentor. Además de frenar la atención a turistas en autos particulares el sábado y el domingo, el Gobierno chileno pidió análisis PCR en frontera a los camiones que cruzan cada día el Corredor Internacional. Estas medidas provocaron largas filas de camiones que esperan para ingresar al vecino país.

Desde APROCAM (Asociación de Propietarios de Camiones de Mendoza) denuncian que son más de 1.000 camiones los que aguardan para cruzar, la demora se debe a que solo hay habilitados 5 puestos para realizar dichos análisis, por lo que sólo se testea cada media hora a 5 choferes, los que a su vez deben esperar algunas horas hasta obtener el resultado para poder salir.

Daniel Gallart, presidente de APROCAM, explicó que el cambio de modalidad de testear al 100% de los conductores de camiones en el Paso fronterizo – con PCR obligatorio en su lugar de origen- no sólo es un control redundante, sino que su escala es ineficiente. “Están los camiones amontonados en: Libertadores, Las Cuevas, Punta de Vacas, Uspallata y Lujan. Chile si quiere testear al 100% tiene que poner una batería de puestos de control”, destacó.

La asociación advierte que este nuevo cuello de botella que ya lleva dos días, implica pérdidas de millones de dólares para el comercio internacional, pérdida de turnos en los buques en medio de una logística internacional que "ya está por demás complicada". 

Además, contaron que aún no se logra una reunión oficial con las autoridades, aunque Cancillería y la Dirección de Asuntos de Frontera están al tanto del reclamo realizado por APROCAM.

“Necesitamos medidas ágiles y no redundantes. No estamos en contra de testear a los conductores, pero esto debería ser ágil, porque la demanda existe, los camiones están abasteciendo con productos al vecino país y a otros países y esto debería ser tenido en cuenta por las autoridades”, subrayó el presidente de APROCAM.

Una vez más los conductores de camiones deben aguardar para continuar su camino hacia Chile. Foto: Alf Ponce Mercado / MDZ

El coordinador General del Paso Internacional, afirmó que existen grandes demoras en la atención al transporte internacional de cargas en el complejo Los Libertadores. "Estas demoras obedecen por los test de antígeno que se le realizan a la totalidad de los choferes que ingresan a Chile y también a que el resto de los servicios trabajan en turnos reducidos por el ya conocido conflicto que mantienen los funcionarios". Autoridades chilenas decidieron que solo se realizarán trámites de aduana a quienes regresen a su país de origen, las medidas fueron adoptadas tras un brote de coronavirus que afectó a 46 trabajadores.

Desde el lado argentino, el coordinar General del Paso Internacional solicitó a las autoridades chilenas que "adopten medidas tendientes a normalizar esta situación" y aclaró: "Se destaca que las demoras son totalmente ajenas al sector argentino y se mantienen contactos permanentes con la contraparte informando esta situación".

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?