Insólito: Malargüe también tiene su "hostiagate"

Insólito: Malargüe también tiene su "hostiagate"

Al menos tres párrocos decidieron optar por otra metodología para dar la eucaristía que no es la que estableció la Conferencia Episcopal Argentina en función de la pandemia del Covid-19. Algo similar ocurrió en San Rafael y las represalias incluyeron el cierre del histórico Seminario.

MDZ Sociedad

MDZ Sociedad

Lo que en San Rafael concluyó con el cierre de su histórico Seminario mayor por desobediencia hacia el Obispo e incumplimiento del reglamento que regula las actividades eclesiásticas en el contexto de pandemia -léase no otorgar la eucaristía en la mano a los fieles para evitar contagios- ahora también tiene su réplica en el vecino Malargüe.

En al menos tres parroquias hubo una similar reacción de desobediencia hacia monseñor Eduardo María Taussig y a los protocolos sanitarios que rigen en la provincia.

En territorio malargüino los religiosos le "buscaron la vuelta". Así fue como los sacerdotes Ramiro Sáenz, de la parroquia Nuestra Señora del Rosario, Alejandro Casado, de la parroquia Nuestra Señora del Carmen, y Alejandro Giner, de la parroquia de San Cayetano, decidieron dar la eucaristía colocándoles a los fieles en su mano un lienzo blanco y sobre éste depositar la hostia consagrada. Una vez concluido el rito de la comunión, el lienzo se coloca en un cesto y luego se lava.

También en esta ocasión llegó el rechazo del Obispo, quien  no sólo ordenó que no se continúe con "innovación" sino que los instó a distribuirla en base a las disposiciones que estableció la Conferencia Episcopal Argentina. De no hacerlo, los advirtió, tomará fuertes medidas que podrían llegar al retiro de las licencias ministeriales.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?