Diputados en pie de guerra por la Ley de Biocombustibles

Diputados en pie de guerra por la Ley de Biocombustibles

Pidieron formalmente a Sergio Massa que convoque a una sesión especial para el 25 de marzo. La prórroga del régimen fue aprobada el año pasado en el Senado y sigue frenada en la Cámara baja.

Mariano Spezzapria

Mariano Spezzapria

La indefinición del Gobierno sobre la prórroga de la Ley de Biocombustibles, que fue sancionada por el Senado el 30 de octubre pasado pero que sigue frenada en la Cámara de Diputados, puso en pie de guerra a un grupo de legisladores nucleados en el Interbloque Federal, con base política en las provincias de Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe.

De hecho, 10 diputados de ese espacio pidieron al presidente de la Cámara de Diputados, que convoque a una sesión especial para el próximo 25 de marzo, para tratar “el proyecto de ley por el cual se prorroga hasta el 31 de diciembre de 2024 la vigencia del régimen de promoción para la producción y uso sustentable de biocombustible en el territorio de la Nación Argentina”.

La ley de promoción fiscal para el sector caerá el 12 de mayo y están en juego productos exportables como el biodiesel de soja. Se trata de una disputa con intereses cruzados entre las provincias vinculadas al agro y las de actividad petrolera. La paralización del proyecto aprobado en el Senado obedece a que el Gobierno está preparando una nueva iniciativa, bajo la supervisión del ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas.

Pero principalmente en Córdoba, Santa Fe y otras provincias como Tucumán –donde el desarrollo del biocombustible se expandió en los últimos años- rechazan de plano la iniciativa del Gobierno central y piden que se apruebe la prórroga de la ley vigente hasta 2024. “Necesitamos que se nos diga en qué consiste el proyecto”, planteó el diputado cordobés Carlos Gutiérrez.

A su vez, el diputado santafesino Luis Contigiani apoyó el pedido de sesión especial para el 25 de marzo y pidió: “Por todo lo que está en juego hay que sumar voluntades para que el camino iniciado en 2006 no se detenga”. De esa manera, el legislador recordó que la legislación de biocombustibles fue promovida por el ex presidente Néstor Kirchner.

Entre el Interbloque Federal y Juntos por el Cambio, la principal coalición opositora, suman 126 diputados que se sumarían a la sesión especial convocada para el 25 de marzo, pero aún así no reunirían el quórum necesario si no se adhirieran legisladores del Frente de Todos o de otros bloques menores, deslizaron fuentes parlamentarias a MDZ.

Con todo, el endurecimiento de los diputados de las provincias productoras de biocombustibles puede llegar a complicar la estrategia del oficialismo para reunir voluntades en el tratamiento de otras leyes que siguen pendientes, como la reforma judicial que reclama el presidente Alberto Fernández. Las alianzas, en ese caso, se romperían antes de nacer.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?