Piden informes a Axel Kicillof por las contrataciones en los vacunatorios

Piden informes a Axel Kicillof por las contrataciones en los vacunatorios

Desde el inicio de la pandemia, la gestión Kicillof buscó vincular el plan de vacunación y el accionar de su Gobierno con el interés supremo por la vida humana. Jorge Ferraresi, ministro de Hábitat y Desarrollo Humano quebró el relato: "Creímos que vacunando, ganábamos caminando la elección".

José Luis Jacobo

José Luis Jacobo

115.000 fallecidos después, el Gobierno provincial, en los municipios gobernados por Juntos por el Cambio, retiene el control de la vacunación, en vez de cederlos a los ya desarrollados y largamente probados sistemas de salud pública municipales.

El concejal Guillermo Volponi (PRO) presentó, en el Concejo Deliberante de General Pueyrredón un pedido de informes sobre la situación del personal que presta tareas en los vacunatorios que La Cámpora administra en el distrito. En su presentación, el curul pide que se le dé a conocer a la sociedad cuáles son las condiciones de la contratación de dicho personal: "Si se encuentran debidamente registrados y modalidad de contratación. Fecha de inicio de la relación laboral especificando la del personal de cada posta de vacunación. Jornada laboral convenida: días y horarios en que se desempeñan. Haberes pactados. Si el personal contratado se encuentra al día en la percepción de haberes. Si se les abonarán cargas sociales. Si el personal contratado realiza horas extras y las mismas se encuentran debidamente abonadas y percibidas. Si perciben otra clase de beneficios. Obra Social a la que se encuentran afiliados. Cobertura de ART. Cuántas son las personas afectadas a los diferentes vacunatorios (aclare cantidad de personas en cada vacunatorio desde el inicio hasta el presente)".

Ninguno de los detalles que figuran en el pedido de informes es claro, porque La Cámpora se apropió de la vacunación y empleó, con la modalidad de "contratos basura" a todo un universo de jóvenes que cobran en negro, no tienen ART, ni se les pagan las cargas sociales. Tampoco hay reconocimiento de las horas extras, lo que llevó a que, en muchos casos, los días domingos aún con los turnos otorgados, se suspenda la vacunación por falta de personal.

Volviendo a Ferraresi, éste sinceró que creían que la vacunación les iba a traer miles de votos. No ocurrió, y el ministro —intendente de Avellaneda, en uso de licencia— señaló que se debió a que la gente entendió que, vacunar, es una "responsabilidad del estado". Esa responsabilidad fue burlada, transformando el proceso de vacunación en un ejercicio falsamente militante, con un objetivo claramente electoralista.

En tanto, en la provincia de Buenos Aires, los pacientes de cáncer claman a través de las redes sociales por la falta de medicamentos. Entre ellos, el Tamoxifeno, esencial para combatir con éxito el cáncer de mama. Por otro lado, no cabría esperar que alguien del Gobierno —por caso, el sanitarista y ministro de Salud Nicolás Kreplak— se ocupe, por ejemplo, de reparar el centellógrafo del HIGA “Dr. Oscar Alende”, que está fuera de servicio hace ya cuatro meses.

El abandono de la salud pública en la provincia de Buenos Aires es literalmente abandono de persona. ¿Será delito de lesa humanidad?

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?