Un financista de "la ruta del dinero K" lavó dinero para un clan chavista

Un financista de "la ruta del dinero K" lavó dinero para un clan chavista

Se trata de Néstor Marcelo Ramos, quien figura en los FinCEN Files y se reveló que prestó sus servicios a un grupo empresario venezolano con negocios multimillonarios con el chavismo. 

MDZ Política

MDZ Política

Néstor Marcelo Ramos, un financista cordobés que vive en Suiza y es investigado en el marco de "la ruta del dinero K", también figura en los FinCEN Files, donde se reveló que prestó sus servicios a un grupo empresario venezolano con negocios multimillonarios con el chavismo. 

El abogado cordobés figuró como "accionista nominal" y director de Sarleaf Limited, una firma creada por la familia Ceballos, un clan dedicado a la industria de la construcción y la obra pública y sospechado de actos de corrupción en Venezuela.

Los Ceballos buscaron resguardar su fortuna del riesgo venezolano, donde el chavismo avanzaba con las expropiaciones. Inscripta en Londres, en 2007, los documentos demuestran que Sarleaf Limited se usó para preservar al menos U$116 millones provenientes de contratos por viviendas sociales en Venezuela, según consta en los FinCen Files, la investigación global basada en más de 2.100 reportes de actividades sospechosas presentados por los bancos ante la unidad antilavado de los Estados Unidos.

Néstor Marcelo Ramos (57), el financista cordobés vinculado al clan Ceballos.

Ramos nació en Córdoba, pero se mueve con pasaporte italiano. Tiene 57 años y pasó las últimas dos décadas como residente suizo. El juez federal Sebastián Casanello dio por probado que su firma Helvetic Service Group funcionó como pantalla para que el empresario Lázaro Báez blanqueara US$33 millones a través de la financiera conocida como "La Rosadita".

Según consigna La Nación, el dinero depositado en una cuenta bancaria a nombre de Sarleaf Limited provino de un plan de viviendas subsidiadas en San Francisco de Yare, una pequeña localidad a 75 kilómetros de Caracas. 

La sucursal en Miami del banco Espirito Santo alertó sobre transacciones sospechosas por US$262 millones entre abril de 2013 y enero de 2014. En los reportes que remitió a la unidad antilavado estadounidense, el banco identificó a Alejandro Jesús Ceballos Jimenez junto a su madre, Maura Betty Jimenez de Ceballos, y a cuatro de sus hermanos. A todos ellos se los identificó como los beneficiarios finales de Sarleaf Limited.

En esos reportes, Espirito Santo Bank también consignó los nombres de otros cinco abogados residentes en Suiza que figuran como "accionistas nominales" de Sarleaf Limited. Entre ellos, el argentino Javier Martín Vanella, sobrino de Ramos y representante legal de Helvetic Service Group en Argentina.

El banco entendió que los fondos de Sarleaf podían provenir de eventuales actos de corrupción en Venezuela. Incluso, sus oficiales redactaron un listado de elementos que le resultaron sospechosos.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?