¿Se puede "vaciar" la justicia de Mendoza?

¿Se puede "vaciar" la justicia de Mendoza?

El cambio del régimen previsional de los jueces federales también afecta a los jueces mendocinos y a funcionarios de organismos de control. Quiénes pueden jubilarse.

MDZ Política

MDZ Política

La ley para modificar el régimen previsional de los jueces federales puede generar un proceso de salida masiva de magistrados que cumplen los requisitos para el retiro pero aún están en ejercicio. Todo, para que puedan jubilarse con los privilegios del 82% móvil del último sueldo, es decir con el salario más alto. 

Si esa lógica se aplica, puede involucrar a muchos jueces federales de Mendoza que, incluso, se sumaron hace poco. Es lo que ocurre en la Cámara Federal, que hace menos de dos años terminó de conformarse tras  un largo penar por la destitución de los jueces anteriores.

Pero también puede pasar en tribunales inferiores y en toda la justicia provincial. Es que los jueces provinciales tienen el mismo régimen previsional que el nacional y si se cambia la ley, también los afecta. Así, por ejemplo, en la Suprema Corte de Mendoza podría haber un fuerte cambio si existiera la voluntad individual de los jueces de jubilarse con los privilegios actuales. Es que al menos cuatro de los siete jueces están en condiciones de jubilarse.

Jorge Nanclares, presidente de la Corte, tiene los requisitos para la jubilación aunque ayer dijo que no piensa en eso por ahora. A finales del año pasado se especulaba con su jubilación en caso de que no fuera nombrado presidente de la Corte. Pedro Llorente es uno de los más experimentados en el cargo y también está en condiciones de jubilarse. Julio Gómez llegó a la Corte hace poco pero antes estuvo en el Tribunal de Cuentas, un organismo extra poder que tiene  el mismo sistema de jubilación que los jueces. José Valerio también está en condiciones de jubilares y antes de ser nombrado en el máximo Tribunal fue camarista  y tiene una dilatada carrera en tribunales.

Recambio forzado

En realidad en Mendoza el recambio en la justicia comenzó a ocurrir desde el 2008, año en que se firmó el convenio entre la Suprema Corte y el Poder Ejecutivo para que los jueces tengan el mismo régimen que a nivel federal. Eso permitió que la cúpula de Tribunales tenga aumentos aggiornados a la Nación (y muy superiores a lo que se determinaba en la provincia) y jubilaciones privilegiadas.

Francisco Pérez y Alfredo Cornejo fueron los dos gobernadores que más jueces tuvieron que nombrar por la jubilación masiva ocurrida en Tribunales. 

Cornejo superó los 100 nombramientos y tiene el récord en ese sentido. Pero el cambio afectará a otros privilegiados mendocinos. En Tribunales a los funcionarios "equiparados" a magistrados, es decir que no tienen responsabilidades jurisdiccionales, pero tienen sus salarios como si fueran jueces. Y también a todos los funcionarios de organismos de control como el Tribunal de Cuentas, Asesoría de Gobierno y Fiscalía de Estado, que tienen sus salarios también atados a los de los jueces. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?