Notable: así, Bill Hwang perdió sus 20.000 millones de dólares en días

Notable: así, Bill Hwang perdió sus 20.000 millones de dólares en días

¿Cómo este millonario de Wall Street perdió en pocos días una de las mayores fortunas del mundo? ¿Qué hace ahora y cómo pasa sus días? El fiasco de su fondo familiar, Archegos Capital Management, le costó 20.000 millones de dólares e impactó en EEUU, Europa y Asia.

MDZ Mundo

MDZ Mundo

Llegó a tener 20.000 millones de dólares. Es Bill Hwang, hombre de negocios de inversión en Estados Unidos, de origen coreano, que se inició trabajando para el famoso administrador de fondos de cobertura Julian Robertson. Hwang, en 2001 creó el fondo Tiger Asia Management, una institución financiera que se volvió en uno de los mayores inversores bursátiles de Wall Street en acciones de Asia. Así fue hasta que la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos (SEC) inició una investigación en su contra. 

Hay antecedentes: en 2012, el inversor fue acusado por la SEC de tráfico de información privilegiada sobre sus operaciones con acciones de bancos de China y debió pagar 44 millones de dólares para zanjar una demanda civil. 

También en 2013 creó Archegos Capital Management, fondo de inversión familiar, "herramienta menos regulada que los fondos de cobertura convencionales", explica la agencia Reuters. Ya para 2020, el patrimonio de esa entidad pasaba los 10.000 millones de dólares.

En tanto, Hwang llegó a tener una fortuna de 20.000 millones de dólares. 

La caída  

Archegos sostenía importantes apuestas apalancadas en acciones de medios de Estados Unidos como ViacomCBS y Discovery, y también en algunas empresas de China, incluyendo a Baidu, Tencent Music y Vipshop. Después de que los valores de estas empresas cayeran el 26 de marzo de 2021, el fondo empezó a tener pérdidas y el efectivo disponible de la entidad ya no era suficiente para pagarlas. 

"El 29 de marzo de 2021, siguiendo el procedimiento de préstamo de margen, los corredores exigieron agregar garantías. Cuando esto no sucedió, se produjeron ventas forzadas de las acciones por parte de los corredores, lo que llevó a una disminución acelerada de las cotizaciones, ya que cada corredor tenía prisa por reducir sus pérdidas. Se estimó que el valor total de aquellas liquidaciones forzadas alcanzó los 30.000 millones de dólares. Como consecuencia, las autoridades financieras de EE.UU. empezaron una investigación para esclarecer las causas del derrumbe", ilustra la agencia Rt

Revela The Financial Times que los prestamistas de Archegos -por ejemplo, los bancos estadounidenses Goldman Sachs y Morgan Stanley, también el mayor banco de inversión japonés, Nomura, o el suizo Credit Suisse-, al inicio intentaron ponerse de acuerdo sobre cómo deshacerse de las acciones ordenadamente y limitar así el impacto negativo para el mercado, pero no tuvieron éxito. Como resultado, los bancos comenzaron a competir entre ellos sobre quién liquidaría primero esos activos, lo que derrumbó el mercado. 

Para los más lentos -por caso, Nomura y Credit Suisse- el resultado fue doloroso: las pérdidas del prestamista japonés podrían alcanzar los 2.000 millones de dólares, mientras que en la entidad helvética perdió entre 3.000 millones y 4.000 millones de dólares.

El presente, tras el fracaso 

Vamos a los días presentes: el 29 de julio, Credit Suisse mostró el primer resumen oficial sobre el incidente al publicar un análisis de sus fallas administrativas que colaboraron con el fracaso. No obstante, Credit Suisse afirma que "parece probable que Archegos engañó a Credit Suisse y confundió el verdadero alcance de sus posiciones, que Archegos acumuló en medio de una pandemia", ha publicado la propia entidad

Ahora, la oficina de inversión de Hwang espera su liquidación. Hace poco, apenas unos meses, el multimillonario tenía propiedades que valían más de 120.000 millones de dólares. Hoy, los prestamistas de Archegos Capital Management que perdieron su dinero hacen fila para recibir alguna compensación.  

Según The Financial Times, la persona que maneja la liquidación es David Pauker, especialista que intervino después de la implosión de Lehman Brothers en la crisis financiera de 2008. 

Las oficinas de Archegos fueron desocupadas casi totalmente. No obstante, la organización benéfica de Hwang, Grace and Mercy Foundation, sigue funcionando, aunque tuvo que mudarse a otra oficina más barata en Nueva York. La fundación acumuló más de 600 millones de dólares para 2019 en documentos financieros, publicó el medio CNBC

A su turno, revela la revista Bloomberg, tras su caída, el multimillonario Bill Hwang debió cambiar su estilo de vida y renunciar a los lujos. Aseguran los meseros de un sencillo restaurante de Tenafly, Nueva Jersey, que lo reconocen como uno de sus comensal  habitual. Hwang sigue invirtiendo con el dinero que le queda y busca resolver problemas con prestamistas y autoridades que los siguen, en tanto, invierte tiempo orando, leyendo libros cristianos y escuchando grabaciones de la Biblia

TheFinancialTimes, Rt, Reuters, Credit-suisse, Bloomberg, Fuller, Youtube. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?