Sputnik V: el pedido de Vladimir Putin a los países europeos

Sputnik V: el pedido de Vladimir Putin a los países europeos

El presidente afirmó que no utiliza el inoculante como un arma geopolítica ni tampoco por las ganancias "sino por motivos humanitarios".

MDZ Mundo

MDZ Mundo

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, expresó su deseo de que los países europeos reconozcan el inoculante y negó hoy que utilice la vacuna Sputnik V como instrumento geopolítico para ganar influencia.

"Sería mejor que los reguladores europeos reconocieran que las personas que están vacunadas con nuestras vacunas no tienen ninguna diferencia con las que fueron inoculadas con la de Pfizer u otras vacunas", señaló el jefe del Kremlin.

"Está confirmada una eficacia del 97 % (de la Sputnik V) por los expertos. Y tenemos todos los fundamentos para decir que tenemos pleno derecho a ofrecer esa vacuna. Y si el país la acepta es cosa suya", recalcó el líder ruso.

El mandatario recordó que varios países de Europa como Hungría y Serbia han aceptado el inoculante, aunque no haya sido aceptado por la Agencia Europea del Medicamento (EMA).

Putin calificó de "tontería" las acusaciones de Occidente sobre que la Sputnik V es un instrumento o arma geopolítica para Rusia.

"No tienen ningún sentido estas acusaciones", recalcó, y sostuvo que en todo caso estas afirmaciones provienen de la "competencia" y de "quienes no pueden reconocer que Rusia no solo es un país de recursos, sino también de alto nivel de educación y de tecnología".

El mandatario sostuvo que el aplazamiento del registro del inoculante está relacionado con los "intereses comerciales" de los fabricantes, porque así "ganan tiempo" frente a los competidores.

Cuando las agencias europeas les dan la autorización para el uso de su vacuna en Europa, en ese momento ocupan ya el mercado con contratos de suministro de largo plazo.

"Entonces ya para nosotros será muy tarde", admitió Putin, entrar en el mercado de la Unión Europea (UE).

Además, señaló que Rusia vende su vacuna en 66 países, y que no se rige ahora mismo por las ganancias "sino por motivos humanitarios".

Putin admitió que la pandemia del coronavirus no ha finalizado y que hay restricciones todavía en países europeos y en Rusia, por lo que todavía no se han abierto las fronteras con todas las naciones.

"En junio vamos a producir 20 millones de dosis al mes. Tenemos bastante para vacunar a toda la población. Y vamos a alcanzar el 60 % de personas vacunada en Rusia en septiembre", aseguró.

"Y entonces vamos a hablar del acceso más amplio a nuestro territorio. Y entonces nuestros ciudadanos podrán viajar más ampliamente a otros países, incluso a los europeos", afirmó Putin.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?