Canadá: suspenden las pruebas de la vacuna China contra el Covid

Canadá: suspenden las pruebas de la vacuna China contra el Covid

Luego de informar que la farmacéutica CanSino no cumplió con el acuerdo y no envió las dosis, las autoridades informaron que comenzarán a colaborar con Estados Unidos.

MDZ Mundo

MDZ Mundo

El Consejo Nacional de Investigación de Canadá informó que los ensayos clínicos de la vacuna Ad5-nCov china no se llevarán adelante luego de que la empresa farmacéutica china CanSino no enviara los medicamentos.

“Debido al retraso en el envío de las dosis del candidato a la vacuna Covid-19 CanSino a Canadá, y como CanSino ya ha completado la fase 1 y la fase 2 de los ensayos clínicos en otros lugares, esta oportunidad específica ha terminado y el NRC está centrando su equipo e instalaciones en otras prioridades de Covid-19”.

La Ad5-nCoV es uno de los desarrollos que lidera la búsqueda por desarrollar una vacuna y fue dirigida por la compañía farmacéutica CanSino, bajo el mando del General de División Chen Wei. Con esta investigación, China aspira a convertirse en el primer país en producir la vacuna a gran escala.

Actualmente hay una lista de 170 vacunas consideradas por la Organización Mundial de la Salud (OMS) de las cuales tres chinas entraron en la tercera y última etapa de pruebas.

Lo que no queda claro, es si el freno puesto por las aduanas chinas al envío de la vacuna a Canadá tiene que ver con la tensión política existente entre ambos países, aunque se estima que sí, considerando que no hubo inconvenientes con otros para el envío.

Por ello, desde el Consejo Nacional de Investigación de Canadá, explicaron que comenzarán a trabajar con el laboratorio VBI Vaccines, de Estados Unidos y con la Organización de Vacunas y Enfermedades infecciosas de la Universidad de Saskatchewan. “También estamos prosiguiendo activamente las conversaciones con otros asociados para colaborar en otras candidaturas de vacunas y anunciaremos estas colaboraciones a medida que se confirmen”, agregaron.

Los expertos consideran que China no busca rédito económico con la vacuna, sino prestigio para poder reivindicarse como potencia, haciéndose fuerte en los países emergentes.  Algunos incluso consideran que será muy generosa con estos.

Por eso no es casual que la tercera fase de ensayos tenga lugar en aliados como Pakistán. Además, se estima que podrían añadirse otros como Rusia, México, Arabia Saudita y Chile al corto plazo.

Otra de las vacunas, que está siendo testeada en Emiratos Árabes Unidos, Marruecos, Perú y Argentina, la de Sinopharm, estaría terminada en diciembre por un precio aproximado de 144 dólares. Se estima que la empresa invirtió unos 1.000 millones de yuanes (unos 145.000 millones de dólares) en la investigación y desarrollo de la vacuna.

En sintonía con la OMS, China pretende que el precio de venta al público se fije de la mano de los costos de producción, para que evitar especulación y “garantizar el acceso en los países en desarrollo”.

Por otro lado, la farmacéutica Sinovac está probando su vacuna, CoronaVac, en Brasíl, el segundo país más afectado por la enfermedad a nivel global, y ahora indonesia será el otro centro de pruebas.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?