¿Atentado islamista en Niza?: 3 muertos por un ataque con cuchillo

¿Atentado islamista en Niza?: 3 muertos por un ataque con cuchillo

El presunto agresor ha sido detenido con vida y evacuado con heridas a un hospital.

MDZ Mundo

MDZ Mundo

Al menos tres muertos y varios heridos al arma blanca, en Niza, a las puertas de una iglesia, confirman la agravación de los ataques de locura criminal que comenzaron antes del toque de queda y han continuado agravándose en vísperas del segundo confinamiento.

Christian Estrosi, alcalde conservador de Niza, en el corazón de la Costa Azul, informó con urgencia la mañana del miércoles de la «neutralización» de un individuo, armado al arma blanca, que habría asesinado a un hombre, hiriendo a varias personas, ante la iglesia de Notre Dame.

Minutos más tarde, Gérald Darmanin, ministro del Interior, confirmó el asesinato y proyecto de matanza, anunciando la reunión de una célula de crisis, para «evaluar» el alcance del asesinato, en el marco de la lucha policial permanente contra la gangrena islamista. Los servicios de seguridad intentan averiguar si se trató de un acto de locura individual o pudiera ser un crimen de carácter yihadista.

Posible atentado islamista 

Varias fuentes estiman que se trata de un «ataque caracterizado» de carácter musulmán yihadista. Sin embargo, a la hora de escribir esta crónica de urgencia, ninguna fuente oficial deseaba comentar esa eventualidad.

Por el contrario, es una evidencia palmaria que el asesinato de Niza, la mañana del miércoles, es la última prolongación de un rosario de ataques de salvajismo criminal, coincidiendo con ataques de barbarie islamista.

Antes y después del atentado yihadista de primeros de septiembre, a la puerta de la antigua redacción del semanario Charlie Hebdo, y de la decapitación de un profesor en Conflans-Sainte-Honorine, Francia está siendo víctima de una «ola» trágica que el ministro del Interior calificó de «salvajismo».

Agravación de la violencia 

Veinticuatro horas antes del asesinato del miércoles, una madre de 57 años, fue asesinada por su propio hijo, en Montgardin (Alpes Marítimos), en la «frontera» norte de la Costa Azul. Un ataque de locura criminal. Las autoridades policiales de Niza y Cannes insisten desde hace días en la agravación de la criminalidad de muy diverso origen.

Dos días antes, en la «banlieue», los suburbios parisinos, se produjo otro «ajuste» de cuentas entre bandas de delincuentes en La Courneuve, al norte de París, una ciudad de muy alta criminalidad. Dos bandas de jóvenes se enfrentaron a tiros de fusil, sin que la policía haya conseguido detener a los delincuentes.

La lucha contra la gangrena islamista forma parte esencial de los trabajos del Consejo nacional de seguridad policial y sanitaria. 

Abc, Rtve, Youtube. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?