El sofisticado mecanismo de lavado de dinero de Lázaro Báez

El sofisticado mecanismo de lavado de dinero de Lázaro Báez

El economista y columnista de MDZ radio, Carlos Burgueño, detalló cómo hacía Lázaro Báez para lavar dinero. Dijo que el método era relativamente complejo, pero lo explicó llanamente.

MDZ Radio

MDZ Radio

La noticia de esta semana será, sin dudas, la condena por lavado de activos que recibió Lázaro Báez. Sobre esto, hablamos también con el columnista económico Carlos Burgueño, quien nos explicó cómo eran las maniobras del empresario kirchnerista que lo llevaron a esos 12 años prisión dictaminados ayer por la Justicia.

Según el fallo, tras casi 8 años de investigación, se comprobó que el empresario Lázaro Báez fue la cabeza de una organización criminal que lavó activos por una cifra que rondaría los 55 millones de dólares. ¿Cómo lo hacían?, le preguntamos a Burgueño quien nos dijo que usaban un método financiero "relativamente sofisticado".

Detallando aquel, el economista  sintetizó: "Lo hacían a través de cuentas en Suiza, con compra y venta de bonos". "Primero generaban dinero, en negro, por lo que luego había que blanquearlo. ¿Cómo? A través de una cueva, que era La Rosadita, donde compraban bonos a nombre de sociedades que estaban en el exterior. Esas sociedades extranjeras mantenía el dinero un tiempo, después lo transferían a Argentina como ganancias de otra sociedad y esa sociedad compraba propiedades", aclaró nuestro especialista.

Detalles de la causa

"En un momento de la investigación descubrieron los números de las cuentas de Suiza", contó Burgueño, y ese país europeo fue el que confirmó esos números. "Ahí es donde se comprobó que acá hubo un delito. Suiza también dio los datos de que las sociedades estaban a nombre de los hijos de Báez, por eso ellos quedan involucrados", detalló el economista.

"Acá hubo un trabajo de la Justicia. Además, hay que decir que Suiza y la Unión Europea aportaron todos los datos que se pidieron", resaltó Burgueño.

En su columna, el especialista dijo que "el tema de la obra pública será algo que haya que investigar, pero no hay pruebas sobre la presencia de funcionarios en el delito".

Finalmente, hablamos sobre la figura de Leonardo Fariña, quien volvió a tomar trascendencia ayer. "Cuando Fariña habló, como arrepentido, el delito ya lo habían comprobado. Lo que él hace es confirmar una operación en particular, que era la compra de una propiedad a través de dinero que se blanqueó de Suiza, justamente el campo de Mendoza". 

"A quienes les interese el fallo, leanlo porque se pueden analizar los hechos de modo apolítico. Si no sabés que Báez es kirchnerista, macrista o lo que sea, igual vas a estar analizando un robo y las pruebas son tan concretas que no hay posibilidad de que no haya una condena", concluyó Burgueño.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?